Amigos de la Alcazaba premia la defensa del patrimonio almeriense

El Ayuntamiento de Almería recogió el Chumbo Verde con la lectura de una carta del alcalde

Foto de familia de los premiados en los Premios Alcazaba.
Foto de familia de los premiados en los Premios Alcazaba.

Los Premios Alcazaba y Chumbo Verde se ha convertido en una auténtica fiesta del patrimonio, y la duodécima edición reflejó el amor que existe por su defensa, disfrute y difusión entre los más de 500 almerienses que llenaron el Teatro Cervantes y que, a su vez, reconocieron el papel de la Asociación Amigos de la Alcazaba en su lucha por la conservación. Una cadena patrimonialista que cada día es más grande y está más concienciada en la provincia de Almería.


La Asociación quiere poner en valor las personas, colectivos, empresas e instituciones que trabajan día a día por su protección, y los premios Alcazaba reconocieron en este 2020 al fotógrafo Carlos Pérez Siquier, el historiador Valeriano Sánchez Ramos, la empresa Grupo Regente y la Diputación Provincial, mientras que se dio un toque de atención al Ayuntamiento de Almería y al alcalde de Almería, con el objetivo de que cambien su postura respecto a la eliminación del Monumento a los Mártires de la Libertad y el arbolado en la próxima remodelación de la Plaza Vieja.


La presidenta de Amigos de la Alcazaba, María Teresa Pérez, afirmaba, en su discurso inicial, que “la sociedad en su conjunto debemos implicarnos en la defensa del patrimonio, no puede ser patrimonializado sólo por las administraciones. Es responsabilidad de todos, como personas y como colectivo, y si no hubiera ciudadanos que reivindican su protección el Cortijo del Fraile, la Alcazaba o el Pingurucho seguramente no existirían. Somos los ciudadanos quienes otorgan el valor a su patrimonio, y por todo ello tenemos el derecho a opinar y a que sea tenida su opinión en cuenta”.

 

más leídas

últimas de Almería

Las noticias que debes conocer a primera hora en tu bandeja de entrada

destacadas La Voz de Almería