Vícar

Un concejal de Vícar abandona Vox por la “deriva autoritaria” del partido

Rafael Ruda apoya también en su manifiesto la salida de la parlamentaria Luz Belinda Rodríguez

Rafael Ruda (derecha), en la mesa de edad del Ayuntamiento de Vícar.
Rafael Ruda (derecha), en la mesa de edad del Ayuntamiento de Vícar. La Voz

Tras la salida de la parlamentaria almeriense Luz Belinda Rodríguez de Vox, la formación que preside Santiago Abascal sufre un nuevo revés en la provincia en apenas 12 horas. En este caso se trata de Rafael Ruda, concejal del Ayuntamiento de Vícar, que ha anunciado a través de un duro comunicado su decisión de abandonar el partido.


Lo hace, dice, "ante la deriva autoritaria y falta de transparencia" de Vox tanto en Almería como en el "conjunto del país", lo que ha provocado que su "ilusión inicial" se haya ido transformando en una "profunda decepción".


Según Ruda, este sentimiento comenzó a fraguarse tras las autonómicas, "cuando poco a poco, los intereses personales de unos pocos se fueron imponiendo al esfuerzo, la creatividad y el trabajo de muchos de quienes estábamos trabajando por este proyecto cuando nadie creía en los resultados electorales que llegaron después", afirma.


En su escrito asegura que han sido "muchas" las "injusticias" que ha presenciado "y denunciado" a lo largo de estos meses pero mantiene que la dirección nacional del partido "nunca ha tenido voluntad de resolver los problemas", ni tan siquiera "escuchar otros puntos de vista". "Al contrario, ha instaurado un régimen de “comisarios políticos” que pretenden imponer sus decisiones a quienes fuimos democráticamente elegidos por nuestros vecinos", sostiene. 


Invita a "dar el paso"

Rafael Ruda asegura que el partido que deja no se parece al Vox al que se afilió, "un partido de hombres y mujeres que querían defender la unidad de España y trabajar por sus vecinos".


Ahora, según su experiencia, en el partido "priman los intereses particulares de unos pocos", que en palabras de Ruda solo parecen "preocupados por su sillón". Y asegura que el partido de Abascal le recuerda "cada vez más a una secta" en lugar de "una formación política democrática". 


"Con mi salida de Vox, además, apoyo la salida de mi compañera Luz Belinda Rodriguez, diputada en el Parlamento de Andalucía, persona que siempre ha estado trabajando por los intereses de Almería y España, pero que ha visto incluso cómo era borrada de las fotos en un continuo ninguneo de su persona y su trabajo. Mi conciencia y honor no me permiten permanecer en un partido que castiga a las buenas personas y premia a los injustos", manifiesta.


Asimismo, Rafael Ruda invita a "dar el mismo paso" a los que piensan como él. También pide perdón a sus compañeros de partido en Vícar -"sé que son buenas personas"- por si su decisión les perjudica. "Pero no podemos seguir callados y en silencio cuando todo a nuestro alrededor arde", concluye.

 

más leídas

últimas de Provincia

Las noticias que debes conocer a primera hora en tu bandeja de entrada

destacadas La Voz de Almería