Huércal de Almería

Los reproches del PP a Vox en Huércal: “actitud machista, falta de trabajo...”

El alcalde Ismael Torres (PP) rompe el pacto con el único edil del partido de Abascal

Ismael Torres, alcalde de Huércal de Almería (PP), y el concejal de Vox en el mismo Ayuntamiento, Arturo Torres
Ismael Torres, alcalde de Huércal de Almería (PP), y el concejal de Vox en el mismo Ayuntamiento, Arturo Torres La Voz

Hacía meses que la sombra de la ruptura planeaba sobre el pacto de gobierno municipal en el Ayuntamiento de Huércal de Almería entre el PP (8 concejales) y el único edil de Vox, formación con la que el actual alcalde, Ismael Torres, llegó a un acuerdo de gobernabilidad al inicio de la corporación en junio de 2019.


No fue de partida una negociación de carril, por diferencias de planteamientos políticos y por las peticiones iniciales de quien se dejaba querer, el concejal Arturo Torres, pero era un acuerdo que convenía a las dos partes, especialmente al PP, que se aseguraba así la alcaldía con una mayoría absoluta en un pleno de 17 miembros. El de Vox se aseguró, de su parte, la primera tenencia de alcaldía, varias áreas de gestión (Seguridad, Policía Local, Empleo), asesor -solo uno de los 7 que, según algunas fuentes, pidió- y estatus de pertenencia al equipo de gobierno, todo ello con un único representante.  


No soplarán las velas de los dos años de cohabitación. El 'matrimonio' político quedó este miércoles definitivamente roto después de una última etapa en la que ha habido varios amagos, siempre de la misma parte, la del PP. El alcalde comunicó por la mañana a Vox la decisión de prescindir del apoyo de su concejal huercaleño y, acto seguido, se precipitaron las reacciones y la exposición de argumentos de unos y de otros. Y distan como la noche del día. 



Mientras la formación de ultraderecha se adelantaba dando su versión y atribuyendo el paso del alcalde a una estrategia política nacional con efectos locales conectada con los resultados de las recientes elecciones catalanas y el 'sorpaso' de Vox a los populares, Ismael Torres se despachaba acto seguido con una explicación mucho más doméstica y de roce político y personal del día a día: interpretando sus palabras en declaraciones a La Voz y la SER, la convivencia se había hecho poco menos que insorportable e insostenible.


Y lo que para Vox han sido obstáculos por parte del alcalde y de otros ediles del equipo de gobierno para que Arturo Torres no desempeñara con normalidad su funciones -con retirada previa incluida de parte de las competencias delegadas como la de Tráfico y Seguridad Ciudadana- y reducir su capacidad de decisión, para el PP no es sino el resultado de un quehacer diario (más bien un no hacer) por parte del edil de Vox que "ha dejado mucho que desear". 



En la misma línea, Vox defiende la "excelente labor" que, a su juicio, ha desempeñado su representante municipal en Huércal durante estos menos de dos años en el equipo de Gobierno. Nada más alejado del relato que hacen sus hasta ahora compañeros sobre este tiempo compartido. El comunicado oficial que ha emitido el alcalde deja muy mal parado el desempeño de Arturo Torres en el Ayuntamiento. Habla en él de "actitudes machistas", "actitud arbitraria", "nulas iniciativas", "encontronazos", "salidas de tono" e "inacción" por parte del concejal de la formación de Abascal. 


Desencuentros por la violencia de género

Uno de los motivos de desencuentro con el ya concejal de la oposición que más subraya el alcalde huercaleño es el que se refiere a la posición ideológica de Arturo Torres y su partido, Vox, sobre la violencia de género. "Desde el inicio de esta legislatura, en mayo de 2019, el camino de la mano del concejal de Vox ha estado sembrado de profundas divergencias en asuntos que para Ismael Torres son, como él ha señalado en repetidas ocasiones, líneas rojas que no estaba dispuesto a dejar rebasar: la diferencia ideológica en temas tan sensibles como la violencia de género ha sido motivo de profundo malestar entre los miembros populares del equipo de gobierno en repetidas ocasiones", hace hincapié la explicación oficial del equipo de Gobierno. Es más, apunta a que "en alguna ocasión alguna vecina ha acudido al Ayuntamiento a quejarse por actitudes machistas del ya ex concejal". 


El de la falta de trabajo por parte del representante de Abascal también es un hilo conductor de las explicaciones del alcalde sobre la ruptura. "Uno de los grandes vacíos que ha provocado la inacción del de Vox ha sido en el Área de Comercio y Empresa, tan sumamente importante especialmente en la situación actual. Esta labor ha sido eficazmente asumida por otros miembros del equipo", recalca el comunicado del Gobierno local. 


Si en este contexto de incómoda cohabitación política ha habido un elemento desencadenante -el que sugiere Vox u otro- para tomar ahora la decisión de la ruptura es algo sobre lo que no hay un reconocimiento expreso. No parece, en todo caso, haber ayudado a amortiguar los desencuentros que Arturo Torres acudiera este fin de semana pasado a Cataluña como apoderado de Vox en los comicios catalanes, algo de lo que dio buena cuenta en sus redes sociales. En el entorno del equipo de Gobierno este paso no ha gustado, una gota más en el vaso de los reproches hacia el exconcejal de Comercio y Empresa. 


Pero, con todo, esta ruptura no mueve por ahora lo más mínimo la estabilidad del Gobierno del PP en el Ayuntamiento de Huércal. Ismael Torres se había asegurado la mayoría absoluta hace ahora un año al dar entrada en su equipo de Gobierno a la que por entonces era concejal de Ciudadanos, Almudena Serrano, hoy concejal no adscrita tras abrirle expediente sancionador el partido naranja y ella, a su vez, formalizar su salida del mismo. 


Serrano, que desempeña la delegación de áreas de Educación, Juventud e Igualdad, escalará ahora posiciones ya que pasará a ser la tercera teniente de alcalde. A la primera tenencia de alcaldía ascenderá, por orden de posición, la hasta ahora 'número 3', Purificación Matas, mientras que Manuel Abad, situado tras Matas en el escalafón, será el segundo teniente de alcalde


El alcalde Ismael Torres se ha cuidado mucho de evitar repetir su amarga experiencia de octubre de 2018 cuando, tras cesar a una concejal de su equipo de gobierno -en este caso de su mismo partido, el PP-, quedó en minoría en el pleno y fue descabalgado de la alcaldía por una moción de censura a la que se unieron los dos partidos independientes que hasta entonces le sostenían. En esta ocasión, antes de renunciar a un voto necesario para poder garantizar su Gobierno, se procuró tener otro más con el que mantener los 9 concejales de la mayoría absoluta. 

 

Temas relacionados
Huércal de Almería Política PP Vox Ayuntamientos

para ti

en destaque