“Almería es ya un modelo único para la agricultura de todo el mundo”

La consejera de Agricultura repasa los temas que son las claves de futuro del modelo

Carmen Crespo, consejera de Agricultura de la Junta de Andalucía.
Carmen Crespo, consejera de Agricultura de la Junta de Andalucía. La Voz
Antonio Fernández
20:00 • 27 nov. 2022

La consejera de Agricultura, Pesca, Agua y Desarrollo Sostenible, Carmen Crespo, analiza el balance de la última campaña y define las líneas maestras que guiarán el sector hacia un futuro prometedor.


¿Vistos los resultados, considera que la agricultura almeriense ha alcanzado la madurez? 

La agricultura almeriense ha demostrado ampliamente ser muy profesional, y su rumbo está muy bien orientado hacia la sostenibilidad de las producciones, la contribución a la Agenda 2030 y la mitigación del cambio climático, la transformación digital, la apuesta por la innovación y la cooperación empresarial para garantizar su competitividad.



Un ejemplo fueron las dos últimas campañas suministrando sus productos de calidad en todos los mercados a pesar de las dificultades planteadas por la situación de pandemia.


¿Cuáles son los grandes retos para mantener su posición competitiva? 



Creo que Almería es un modelo único para la agricultura de todo el mundo. Su apuesta por la innovación la ha llevado a unos registros que la sitúan como gran referente por el mejor aprovechamiento del agua, su sostenibilidad, su conocimiento de los mercados. 

En cualquier caso, creo que sigue teniendo retos que los va a afrontar seguro con éxito. No obstante, quiero recordar al sector que estamos aquí para apoyar, que hemos puesto en marcha un Polo de Innovación que es una apuesta importante por la agricultura 4.0 y la agricultura vertical y que contamos ya con una herramienta que será fundamental en la comercialización. Me refiero a la plataforma ‘Siembra’, que presentamos en la última edición de Fruit Attraction.



¿Es la digitalización una herramienta útil para el sector y los productores? 

Lo está siendo y lo seguirá siendo aún más en el futuro. La digitación es fundamental para afrontar el futuro, por eso trabajamos a través del Agrotech DIH para la digitalización del campo o del proyecto DemoFarm, un acicate más para aumentar la competitividad del sector agrario mediante el uso de nuevas tecnologías.

DemoFarm comienza ya en olivar, cítricos y vacuno, a las que se sumarán, antes de que finalice el año otras explotaciones. Además, me gustaría recordar que contamos con las muchas posibilidades que nos ofrece el Polo de Innovación.


¿El agua sigue siendo un factor limitante, cree posible evitar esa situación? 

De hecho, lo estamos consiguiendo y nuestra meta es conseguir 30 hectómetros cúbicos más en esta legislatura sumando las aguas regeneradas de las depuradoras en la provincia, 18 en el Poniente y 12 en el Levante almeriense.  Me gustaría pensar que todos vamos en la misma dirección y como administraciones buscamos de manera conjunta las mejores posibilidades. Por eso vengo insistiendo en la necesidad de que el Gobierno de España invierta en Andalucía en infraestructuras hidráulicas, muchas comprometidas. Estamos dispuestos a colaborar incluso en aquellos territorios donde las competencias hidrológicas no son nuestras, sino del Estado.


¿A qué medidas de su política hídrica concede el mayor peso? 

La mejor solución es proporcionar los recursos y las infraestructuras necesarias de acuerdo a las posibilidades y no podemos desdeñar ninguna fuente hídrica. Es necesaria la solidaridad entre territorios y hay que estar abiertos a la necesidad de los trasvases para no dejar morir la agricultura de ninguno de ellos. Por eso seguimos en nuestra petición al Gobierno de que reactive el trasvase Tajo-Segura. Pero también es importante que se ejecuten las desaladoras pendientes y que haya el máximo aprovechamiento de las aguas regeneradas, para lo que hace falta que los usuarios obtengan con diligencia las licencias preceptivas. Tenemos el compromiso de poner a disposición de los regantes en esta legislatura 120 hectómetros cúbicos adicionales de agua y por eso acometemos las obras que comprometidas, y por eso también trabajamos con las muchas posibilidades que en este sentido ofrecen las aguas regeneradas.


Menos volumen producido pero más ingresos, ¿cree llegado el momento de estabilizar las superficies de regadío en la provincia? 

La apuesta de la Junta es la de avanzar en la reducción de la huella hídrica mediante la mejor gestión y optimización del uso del agua. En Almería la huella hídrica es 20 veces inferior a la media nacional.  Creemos que es importantísimo el uso de las nuevas tecnologías y la digitalización para ello y para determinar zonas con más necesidades de infraestructuras a partir de la aplicación de modelos hidroeconómicos y ganar en eficiencia. En cualquier caso, el crecimiento de la superficie de regadío tiene un promedio anual del 5% pero al mismo tiempo es el regadío localizado el que tiene mayor tendencia en el regadío, tratándose precisamente del tipo de riego que permite la mejor gestión del agua.


La escalada de los costes ha sido un lastre para el sector, ¿habrá un reajuste o ese es el escenario para los próximos años? 

Probablemente con una Ley de Cadena Alimentaria operativa y acorde a las necesidades del sector no habrían ocurrido muchas cosas. Pero ahora no vale mirar al pasado sino al presente y al futuro. Los costes de producción son los que son, pero podrían no serlo.  Es cierto que hay una situación de inflación muy fuerte que repercute mucho en estos costes, especialmente para sectores que al mismo tiempo están sufriendo las consecuencias de la guerra de Ucrania. Pero también que no se han adoptado todas las medidas posibles para paliar esa subida. Me refiero a la doble tarifa eléctrica para el riego, que demandamos una y otra vez al Ministerio, o la reducción del IVA de los insumos.


¿La sostenibilidad es el camino para fidelizar aún más los mercados? 

Los mercados se fidelizan dándole al consumidor lo que está buscando: calidad, sabor y sostenibilidad porque ello es sinónimo de salud. Los productos que conquistan los mercados exteriores reúnen estas características y así se le viene reconociendo a la producción andaluza y en concreto a los hortofrutícolas almerienses. El sector de frutas y hortalizas de esta provincia ha exportado en los ocho primeros meses del año por valor de 2.538 millones de euros con un crecimiento del 17,8% respecto del mismo período del año anterior. Los productores son especialmente rigurosos con los requisitos de calidad y sostenibilidad. Este es el motivo por el que le pedimos a Europa que esos mismos requisitos se cumplan con las producciones de terceros que llegan a Europa.


¿Llegará un momento en que la industria auxiliar supere a la agricultura? 

La única opción de futuro que se puede plantear es aquella donde tanto el sector hortofrutícola como la industria auxiliar alcancen mejores facturaciones año tras año, igualándose o superándose uno a otro, contribuyendo a que la provincia disfrute de una economía fuerte y competitiva, capaz de obtener el mayor valor añadido posible a sus productos y servicios.


¿La respuesta ante las dificultades ha hecho ganar reputación a Almería? 

La pandemia creo que marca un antes y un después. En ese momento, en el que todos permanecíamos en nuestras casas por seguridad, el sector supo mantener su tensión de siempre y garantizar el suministro y la comercialización de los productos. El abastecimiento de los mercados, sin que ni tan siquiera se resintiesen las exportaciones, fue ejemplar. Pero insisto en que hay que reforzar nuestra promoción para reforzar nuestro prestigio y defender los intereses del sector.


Temas relacionados

para ti

en destaque