Conforama, Aldi y Decathlon liderarán el nuevo Parque Comercial de El Canario

Las nuevas instalaciones en Huércal de Almería ya se empiezan a levantar y abrirá en marzo

La estructura comercial en El Canario ya empieza a remontar en la Cuesta de los Callejones de Huércal de Almería.
La estructura comercial en El Canario ya empieza a remontar en la Cuesta de los Callejones de Huércal de Almería.

Cemar, la promotora toledana propietaria del suelo de la antigua finca de El Canario en Huércal de Almería, proyecta abrir las primeras instalaciones de su futuro centro comercial en marzo de 2020. Estos días se pueden ver las primeras estructuras de hormigón levantadas en la Cuesta de Los Callejones, junto a la antigua N-340, donde estuvo la centenaria balsa perteneciente al Canal de San Indalecio. 


La compañía promotora contará como establecimientos insignias de este nuevo parque de medianas superficies con la cadena de muebles para el hogar Conforama, el supermercado alemán Aldi y con una nueva tienda de Decathlon.


Conforama, que ya estudió desembarcar en el Gran Plaza de Roquetas, es la segunda cadena minorista de muebles para el hogar de Europa, con 200 tiendas repartidas por España, Francia, Suiza, Portugal, Luxemburgo, Croacia e Italia. Fue fundada en Francia en 1967 y desde 2011 su capital está en manos del inversor Steinhoff International y Alexandre Nodale es su primer ejecutivo. El Parque Comercial se  dispondrá sobre una superficie total de 65.000 metros, sumando los 45.000 metros iniciales de la zona alta adquiridos por Cemar, junto a los 20.000 metros de abajo adquiridos después en pública subasta del Ministerio de Hacienda por dos millones de euros. 


En ese solar ha sido demolido hace unos días la estructura  del edificio que fue levantado por la Junta de Andalucía, a quien el Estado le había cedido el suelo para la edificación de una residencia social, que no llegó nunca a ejecutar. Hace siete años, la Junta intentó de nuevo construir un centro de la Tercera Edad, pero el proyecto tampoco fue viable, a pesar de que se había comprometido una inversión de once millones de euros para ofertar más de doscientas plazas. El suelo revertió de nuevo a la Administración del Estado, que lo sacó el pasado año a pública subasta siendo adquirido por la promotora Cemar. 


El Ayuntamiento aprobó el pasado año una ampliación del cercano área industrial de La Cepa y una modificación de la zona comercial promovida por Tejera en Zamarula para convertirla en una zona industrial de reparaciones de vehículos de gran tonelaje. 


Un 'canario' que era de Laujar
La legendaria finca huercaleña con casona burguesa incluida toma el nombre prestado de Gregorio Rodríguez, que no era canario -más allá de haber vivido en Tenerife unos años donde conoció a su mujer Serafina Benítez- sino de las feraces breñas alpujarreñas de Laujar de Andarax en donde hizo fortuna con la uva. Al no tener hijos, el matrimonió legó el cortijo y la finca a José Torremarín y a su flamante esposa Natividad. Allí criaron a su hija Teresa, en unos verdes jardines y un patio central donde daban fiestas en verano y donde llegaban los mejores Buick y Chevrolet de los hacendados de la capital, a pasar un día de jarana respirando el aire puro de la popular finca del Canario que no lo era. Junto al cortijo estaba la vieja balsa de riego con agua del Canal de San Indalecio, con el que crecían las espigas de cereal que servía para amasar la harina de la que se nutría toda la zona. 


Durante la Guerra Civil, las propiedades rústicas y el Cortijo fueron incautados a sus dueños y después de la contienda se convirtió en una internado para niños huérfanos. El paraje está roedado ahora de la mayor concentración de concesionarios de automóviles de la provincia. 


 

más leídas

últimas de Economía

Las noticias que debes conocer a primera hora en tu bandeja de entrada

destacadas La Voz de Almería