Víctimas de primera y segunda clase

El horrible y trágico secuestro de las niñas Anna y Olivia Gimeno por su desalmado padre

El horrible y trágico secuestro de las niñas Anna y Olivia Gimeno por su desalmado padre y la repercusión mediática del suceso demuestra que hay  casos criminales con mayor resonancia que otros. Tan terrible e incomprensible suceso que afecta a todas las personas de bien pone de manifiesto que, a su pesar, existen víctimas de primera clase, de las que se ocupan todos los medios de comunicación, y el resto.



Consulte el artículo online actualizado en nuestra página web:
https://www.lavozdealmeria.com/noticia/9/opinion/216588/victimas-de-primera-y-segunda-clase

 

Temas relacionados
Enrique Arias Vega Violencia de género Desaparecidos Gente

para ti

en destaque