Terque: una máquina del tiempo para conocer la historia

En el término municipal se encuentran numerosos yacimientos prehistóricos, como El Argar

Panorámica paisajística de Terque.
Panorámica paisajística de Terque. La Voz

Situado en la Alpujarra almeriense Terque es un municipio que ofrece muchas posibilidades a sus visitantes. 

Su patrimonio cultural, histórico y paisajístico es incalculable a pesar de su reducido tamaño que no llega a tener 500 habitantes. 

Rodeado de parrales y naranjos Terque cuenta con muchos puntos turísticos que son señalados con unas losas colocadas en el suelo para facilitar a los visitantes su ruta.


La primera parada indispensable es la Iglesia de Terque. Está dedicada al Apóstol Santiago y pertenece al estilo mudéjar. Cabe destacar que su acceso es gratuito. También, es digna de una visita La Casa de los Caballitos que representa la arquitectura burguesa que se encontraba en el municipio y la provincia. Su nombre se debe a los animales que embellecen sus cornisas. 


El Museo etnográfico de Terque es otro de los grandes puntos de referencia a la hora de descubrir la historia que envuelve al pueblo y a sus habitantes. Fundado en 2002 y situado en otra casa burguesa de finales de siglo XIX, el museo recoge acontecimientos religiosos, sociales y políticos que allí sucedieron. Presenta además una reconstrucción que no deja atrás detalle de establecimientos y escenas costumbristas de épocas anteriores.




En cuanto al patrimonio paisajístico no se deben olvidar las viviendas encaladas en la tierra, mejor dicho, las casas cueva. Situadas hacia la parte más alta del cerro de la Santa Cruz podemos ver este barrio de cuevas que data del siglo XIX y es uno de los conjuntos troglodíticos mejor conservados de la comarca.


 

para ti

en destaque