Los almerienses se gastan 170 millones de euros en apuestas y juegos de azar

Tras años de caídas vuelve a crecer sobre todo por las apuestas online y las tragaperras

El gasto  en juegos de azar ha experimentado un repunte en la provincia.
El gasto en juegos de azar ha experimentado un repunte en la provincia.

El gasto de los almerienses en apuestas y juegos de azar ha vuelto a repuntar después de unos años de caídas continuada. La cifra global en la provincia, por este concepto fue de 170 millones de euros, según los últimos datos de la Consejería de Hacienda. Almería es la primera de Andalucía en gasto en juego en términos relativos a su población, solo superada en cifras absolutas por Málaga, Sevilla y Cádiz.


Sin embargo, el gasto en juego también ha sufrido cambios sustanciales en los últimos años. El segmento del bingo ha ido cayendo -solo queda un bingo en la ciudad en la calle Reyes Católicos- de los cuatro que había hace unos años. Según datos regionales, en Andalucía han cerrado el 40% de estos establecimientos en la última década, por los cambios de hábitos en los juegos de azar, frente a Internet y las apuestas online que centraliza ahora todo el interés de los jugadores.


Otro segmento de negocio que se mantiene es el de las tragaperras en los bares y salones de juego. Los casinos facturaron 232 millones en Andalucía, ni un solo euro en Almería, puesto que la provincia no dispone de ningún establecimiento de estas características, que debe ser autorizado por la Junta de Andalucía. En total, los andaluces se gastaron 2.032 millones en todas las formas de juego durante 2018. El negocio del juego vivió un duro ajuste en la última década en la provincia: de un volumen de 233 millones de euros que se generaba en 2007, se tocó fondo hasta 148 millones al cierre de 2015, un 36% menos. ahora vuelve a repuntar hasta escalar a los 170 millones en 2018. La pérdida generaliza de poder adquisitivo ha hecho mella en este variedad de ocio y la media provincial de gasto per cápita se sitúa en 53 euros, cuando en 2007 rebasaba los 80 euros.Las consecuencias de esta espectacular caída ha tenido también sus consecuencias en el lado de la oferta: Almería cuenta ahora con  2.954 máquinas tragaperras frente a las 4.476 que sumaba hace diez años diseminadas por bares y salas de juego.  No obstante sigue siendo la provincia con una mayor densidad: 4,2 máquinas po cada mil habitantes, seguida de Huelva con 4,1.


Uno de los principales factores que ha contribuido a la merma de esta actividad de forma presencial, han sido las apuestas online que han ido ganando terreno y que no computan aún en esta estadística de juego en Andalucía.


Cuentan con el aliciente de que se trata de apuestas cada vez más imaginativas, sobre el ganador de un campeonato deportivo o de unas elecciones políticas, y, además, sin necesidad de moverse del hogar.

 

más leídas

últimas de Economía

Las noticias que debes conocer a primera hora en tu bandeja de entrada

destacadas La Voz de Almería

Utilizamos cookies propias y de terceros para el correcto funcionamiento de la web y analizar el tráfico. Si continúas navegando consideramos que aceptas su uso. Obtener más información.