El puerto abre los nuevos módulos y amplía espacio para Cruz Roja

Los inmigrantes son conducidos por la Policía Nacional hasta instalaciones fuera del recinto

Nuevas instalaciones de la Cruz Roja
Nuevas instalaciones de la Cruz Roja La Voz

El Puerto de Almería ha materializado la anunciada ampliación de las instalaciones para la recepción, la identificación y la atención inmediata de los inmigrantes irregulares rescatados por Salvamento Marítimo en  el Mar de Alborán. La Policía Nacional ha puesto en funcionamiento los tres nuevos módulos de custodia temporal levantados en el Muelle de Poniente, continuación del actual Centro de Atención Temporal de Extranjeros (CATE) de Almería.


Se trata de un segmento ubicado al fondo de la dársena y destinado a mejorar las condiciones de trabajo de la Brigada de Extranjería y Fronteras y, más aún, la habitabilidad para las mujeres y los niños. La actuación se anunció a finales de la legislatura del Partido Popular y se ha puesto en marcha con el gobierno socialista. Era un importante demanda de las entidades que participan de una u otra manera en la llegada de pateras. Además, los tres módulos se complementan con un nuevo recinto para la Cruz Roja. La entidad se encarga de prestar los primeros auxilios a los inmigrantes irregulares llegados a bordo de las embarcaciones de Salvamento Marítimo.

Enfermería
Los componentes de los equipos de emergencia de Cruz Roja disponen ahora de unas casetas colocadas fuera del recinto, cerrado y controlado por el Servicio Marítimo de la Guardia Civil (allí confluyen la Guardia Civil, la Policía Nacional y Aduanas).


De forma simplificada, los inmigrantes desembarcan en la dársena, atraviesan una primera línea de módulos y recorren un pasillo trasero vallado, junto al muro, hasta salir del recinto e ingresar en los nuevos módulos de Cruz Roja, colocados sobre un hueco antes reservado para el aparcamiento.


Los contenedores suman unos 400 metros cuadrados (distribuidos en dos plantas) y están financiados por fondos de la Secretaría de Estado de Migraciones, que dirige la almeriense Consuelo Rumí a expensas de la nueva configuración del gobierno de coalición. Cuentan con capacidad para entre 150 y 180 personas, con dos salas de atención humanitaria, dos espacios para duchas, despachos de entrevista individual, zona para el personal y una sala para las familias, según explican fuentes de Cruz Roja Almería.




Además, los contenedores tienen un lugar específicamente destinado para la inspección médica, lo que se interpreta desde la ONG como una mejora sustancial de los recursos de asistencia temprana a los inmigrantes irregulares llegados a Almería y, en la práctica, amplía el recinto del CATE.


El sindicato Jupol solicitó medidas para garantizar la seguridad en las instalaciones

El sindicato Jupol solicitó la adopción de medidas urgentes para garantizar la seguridad del personal empleado en el traslado y custodia de los inmigrantes irregulares llegados al Puerto de Almería. La organización, mayoritaria en la Policía Nacional, detalló peligros para los agentes y para los propios inmigrantes como piedras, clavos, hierros y otros objetos sueltos a lo largo del recorrido hasta los módulos de la Cruz Roja. También problemas con el vallado que hacían poco hermético el recinto. Las instalaciones fueron luego reformadas para eliminar estas cuestiones. Se ha incorporado césped artificial, se han retirado los desechos que podían encontrarse en el camino y se han atendido las principales demandas sobre la seguridad del vallado del recorrido. Los inmigrantes quedan custodiados a la espera de su traslado a centros de internamiento, su expulsión o su puesta en libertad.


 

más leídas

últimas de Almería

Las noticias que debes conocer a primera hora en tu bandeja de entrada

destacadas La Voz de Almería