“Fui invitado a abandonar la Alcazaba”: Pino deja la dirección del monumento

El director de la Alcazaba se traslada a Sevilla tras siete años en el Museo y el monumento

Arturo Pino, en una imagen de archivo.
Arturo Pino, en una imagen de archivo.

Era un rumor a gritos, uno de esos que muchos preferían no creer a pesar de que casi se podía tocar y que ya se ha materializado: Arturo del Pino deja la dirección de la Alcazaba y, de hecho, tras siete años en Almería (hasta donde llegó para dirigir en un principio el Museo), Pino deja la provincia para poner rumbo a Sevilla.


Así lo ha hecho público y oficial él mismo a través de sus redes sociales en una extensa y sentida despedida en la que da algunos de los motivos de su partida.


"No me voy de la Alcazaba por voluntad propia, si no que desde hace meses fui invitado a abandonarla. En ese tiempo, con cuarentena inclusive, solo me ha cabido la posibilidad de buscar otras alternativas laborales, a ser posible, lo más cerca de nuestra casa, que como sabéis es Sevilla, ante la imposibilidad de la Delegación Territorial de hacer efectivo mi cese y buscarme una plaza oportuna. Han sido, insisto, siete meses de angustia y desasosiego, aderezados con estados depresivos ante la incertidumbre vital, y una pandemia de por medio, que no es poco. Siete meses donde este texto han cambiado adaptándose a las circunstancias también", expone el hasta ahora director del Conjunto Monumental.


Pino se va dejando, en su despedida, muchos agradecimientos e incluso una reflexión final sobre el futuro del monumento: " Si me permiten una reflexión como conservador de patrimonio histórico que soy, dejen a un lado la figura del “patronato” como modelo de gestión de la Alcazaba, que ya fracasó en su día, y exploren figuras contemporáneas, modernas y muy necesarias como los parques culturales que es lo que contempla la legislación patrimonial, y que funciona muy bien en medioambiente. Tienen alrededor de la Alcazaba, indisolublemente vinculado, quizás uno de los yacimientos arqueológicos y monumentales de Europa, aderezado de patrimonio inmaterial, etnológico, industrial, guerra civil, ... Solo hay que asomarse para verlo. Esa es vuestra verdadera Alhambra", plantea a la hora de apostar por la puesta en valor del patrimonio almeriense.



Futuro

Pino deja Almería por Sevilla, lugar al que llega tras ganar una plaza en concurso público.


En su despedida, Pino ha tenido palabras de agradecimiento para los delegados territoriales:  "A Isabel Arévalo por encomendarme la dirección del Museo cuando no estaba atravesando su mejor momento. A Alfredo Valdivia, por poner en mis manos el buque insignia de la provincia, la Alcazaba, verdadero máster de aprendizaje en tres años, y finalmente, a Eloisa Cabrera, que pese a invitarme a “cerrar la puerta por fuera”, apostó por tres proyectos muy necesarios propuestos desde mi dirección, la consolidación de la Puerta de la Justicia, y la consecuente eliminación de las humendades, proyecto en el que llevábamos trabajando años para analizar sus causas, hoy ya conocidas, la conservación del Baluarte del Saliente y las intervenciones arqueológicas en la Muralla Norte, como estudios previos a su restauración, y que tan buenos resultados ha tenido".


Desde julio de 2013 y hasta julio de 2020, Arturo Pino se ha hecho un hueco en la sociedad almeriense con su trabajo en dos instituciones culturales que, tras su paso, se han reinventado y crecido "con los medios técnicos, económicos y humanos a nuestro alcance, que como sabéis no han sido muchos".


Él, asegura, echará de menos el Mercado Central, "mi santuario" y probablemente, Almería echará de menos a Arturo Pino y su trabajo.




 

Temas relacionados
Redes sociales Cultura Patrimonio Arqueología

más leídas

últimas de Vivir

Las noticias que debes conocer a primera hora en tu bandeja de entrada

destacadas La Voz de Almería