Vera

Vera: la inesperada pista en la desaparición de Madeleine McCann

El diario Daily Mail publica unas imágenes del presunto secuestrador en el municipio almeriense

Desde que desapareciera Madeleine McCann en 2007, las investigaciones, conjeturas y debates acerca de qué había pasado con la menor inglesa y dónde se encontraba se han sucedido sin dar, 13 años después, con el paradero de la niña. Pero ahora las pistas se suceden una detrás de otra desde que hace poco más de un mes se descubriera que el ciudadano alemán Christian Brueckner podía estar detrás de la desaparición.


Y en este carrusel de datos, fechas y descubrimientos alrededor de la figura del presunto raptor y asesino de Madeleine, el nombre de la provincia de Almería ha cobrado importancia en relación al caso después de que el municipio de Vera, en el Levante almeriense, se haya convertido en una de las pistas clave para desentrañar quién es Brueckner y qué pasó con la menor.


El Diario británico Daily Mail se hace eco de este hecho en una información en la que dos testigos describen cómo su viaje en 2007, el mismo año en el que desapareció la menor, desde Málaga hasta la costa veratense remolcados por la furgoneta en la que, según los investigadores, podía haber sido raptada Madeleine unas semanas después, pues el viaje se realizó el 30 de marzo y la desaparición ocurrió el 3 de mayo, en Portugal. Así lo recoge la información publicada hace escasas horas en el tabloide británico en el que se puede ver al alemán posando sonriente junto a los dos turistas que han ubicado a Vera en el mapa de los investigadores del caso Madeleine McCann.


El viaje



Según el relato de esta pareja de turistas que llevaba a cabo un particular reto de viajar remolcados en su caravana por conductores anónimos y bondadosos, fueron recogido en la capital malagueña por Brueckner, quien los llevó hasta Vera. Un hecho del que hay imágenes, tal y como ha compartido en exclusiva el diario británico, y en las que se ve a la pareja junto al presunto raptor de la menor en este viaje hacia la costa almeriense. Tres foráneos más de piel rojiza y pelambré rubia que a buen seguro pasaron desapercibidos en un municipio por el que día tras día se ven a decenas de turistas de características similares.


Algo que les sucedió a los dos turistas con el alemán: "Parecía cualquier otro joven común y corriente. Estaba alegre y bromeaba mucho y feliz de llevarnos en su camioneta. No le importaba que lo filmáramos y le tomáramos fotos. Estaba feliz de posar y debe haber sabido que nunca podríamos sospechar que era un hombre terrible. Da miedo saber ahora que era violador de una mujer mayor y niños específicos. No podríamos haber sabido que él era un monstruo así en verdad. Por supuesto, no sabemos si se llevó a Maddie, que según la policía está muerta", cuentan al diario británico.


"Después de conducir desde Praia da Luz, nos recogió en Málaga, España, y nos condujo a 175 millas a Vera, Almería, alrededor de tres horas en automóvil, durante las cuales estuvo hablador, alegre y dispuesto a ayudar", concluyen los testigos.



El presunto raptor de Madeleine junto a la pareja de turista. Foto de Daily Mail.s
El presunto raptor de Madeleine junto a la pareja de turista. Foto de Daily Mail.sLa Voz


Últimas informaciones

Pero uno de estos tres desapercibidos turistas, en el año 007, podría ser la clave para desentrañar un caso sobre el que se han publicado infinidad de informaciones y que ahora puede estar más cerca de resolverse después de que los mismo investigadores que han tenido el municipio de Vera marcado en sus pesquisas hayan localizado un búnker en la casa del ciudadano alemán. Como recoge el diario alemán Bild, hace menos de 48 horas los investigadores hallaron un sótano escondido en el jardín de la casa de búnker en Hannover, un lugar actualmente abandonado y sobre el que se amontonaba la maleza y que se encontraba a poco más de cuatro kilómetros de la casa remolque donde vivía el investigado, de 43 años de edad y del que las autoridades alemanas sospechan que secuestró a la pequeña cuando tenía 3 años mientras disfrutaba de unas vacaciones con sus padres en la ciudad portuguesa de Praia da Luz.


El ciudadano alemán ahora se encuentra en prisión, al menos, hasta diciembre de este año. Así es después de que hace ahora nueve años fuera encarcelado por tráfico de drogas.  Aunque este no es el único delito del que se acusa al presunto asesino y raptor de Madeleine, pues tiene una condena pendiente en Portugal. País en el que desapareció la menos inglesa, por una violación a una mujer de 72 años y un proceso por el que está acusado de pedofilia después de que se encontrara un pen drive con fotografías de pornografía infantil enterrado junto al cadáver de su perro.

 

más leídas

últimas de Provincia

Las noticias que debes conocer a primera hora en tu bandeja de entrada

destacadas La Voz de Almería