Huércal de Almería

“Poner el Cara al Sol en los altavoces del instituto ha sido una chiquillada”

El director del Carmen de Burgos lamenta el revuelo por la “trastada” de un alumno de 13 años

No eran los tiempos en los que, como señalan los mayores, la letra entraba con sangre y cantar los 'himnos' nacionales eran el pan de cada día, pero el Cara al Sol sonando por los altavoces del IES Carmen de Burgos de Huércal de Almería ha dejado una imagen que recuerda más al blanco y negro que a la era de las redes sociales.


Todo, fruto de una "chiquillada" de un "inocente" niños de apenas 13 años que solo quería poner "una canción de YouTube" y que ahora ha desatado un revuelo "extremo" como consecuencia de la 'relación' del centro educativo con el recientemente exhumado Francisco Franco.


Así lo explica el director del centro de educación pública, José Sánchez Caparrós, quien aún no sale de su asombro a causa de la repercusión que está teniendo la reproducción de la peculiar canción después de que estas imágenes se propagaran como un auténtico virus por las redes sociales.


"Una travesura"

"Estamos alucinando con lo que ha pasado y con la de historias y tonterías que se han dicho, porque la verdad es que solo fue una travesura de niños chicos, sin más", explica el director, quien quiere que se sepa la verdad de lo que ocurrió para evitar que "los bulos" sigan.



Imagen del centro educativo de Huércal de Almería.
Imagen del centro educativo de Huércal de Almería.La Voz


"Durante los recreos cuatro alumnos se encargan de poner música por los altavoces del centro a petición de los otros alumnos. Ese día había cuatro niñas en la sala de grabación y un alumno de segundo de la ESO se acercó hasta allí para que pusieran esa canción", detalla Sánchez, quien remarca: "Ni sabían qué canción era, pero como ya tenían la lista para ese día hecha no querían ponerla. Al final, el niño insistió y la pusieron".


Una cadena de hechos en los que "la maldad o la intención" no se aprecian por ningún lado. "Cuando escuchamos la canción y supimos lo que había pasado fuimos a hablar con el menor, quien solo sabía que esa era una canción de YouTube. Y nos preguntó que si estaba en YouTube porque no podía escucharla", explica Sánchez, para quien esto demuestra que todo el revuelo que se ha levantado alrededor del asunto es "infundado". "Si fue una chiquillada sin más, no sé para qué se monta todo esto en las redes sociales", sentencia.


El vídeo

Y es que fue en Twitter donde un usuario compartió un vídeo en el que se aprecia claramente cómo la canción suena por los altavoces del centro durante unos segundos. Una "chiquillada", como remarca el director, que le ha costado tener que dar explicaciones a varios padres y madres de alumnos que esta mañana aún no salían de su asombro después de conocer las informaciones. "Les hemos explicado cómo ha sucedido todo y que ha sido un error sin ninguna mala fe. Además, conocen a la familia del niño y saben que no se señalan en esos aspectos y que fue verdaderamente una chiquillada".



Y las consecuencias han llegado al centro en dos direcciones: el menor será apercibido por su actitud insistente con las cuatro compañeras que en ese momento se encontraban en la sala de grabación y por abandonar el patio de recreo para ir a esta sala.


La otra medida la pagarán todos los alumnos, porque a partir de ahora ya no se podrá poner música libremente durante las horas de recreo. "Era una iniciativa que teníamos para promover la música entre los alumnos y ahora vamos a tomar medidas. Antes las única limitación era que no se podían poner canciones que fomentaran el machismo o una mala imagen de la mujer, pero ahora vamos a tener que controlar qué tipo de canciones se pongan para que esto no pase más", sentencia Sánchez Caparrós.

 

más leídas

últimas de Provincia

Las noticias que debes conocer a primera hora en tu bandeja de entrada

destacadas La Voz de Almería