Las iglesias en Almería no podrán estar abiertas después de las ocho de la tarde

Es una medida del Obispado, ya que la Junta solo restringe los aforos según el nivel de alerta

Misa en la iglesia de San Sebastián, en los primeros momentos de la desescalada.
Misa en la iglesia de San Sebastián, en los primeros momentos de la desescalada. Juan Antonio Barrios

Las iglesias almerienses deberán cerrar sus puertas a las ocho de la tarde desde este martes 10 de noviembre, cuando entran en vigor las nuevas restricciones de la Junta de Andalucía para frenar la incidencia del coronavirus, A partir de esa hora deberá cesar "cualquier tipo de celebraciones o reuniones de diversa índole".


Así lo ha establecido el Obispado de Almería, según una nota informativa dela vicaría general dirigida a todos los sacerdotes a la que tenido acceso LA VOZ. En la carta también se especifica que la "actividad parroquial, celebraciones y catequesis" seguirán celebrándose como "habitualmente viene siendo" hasta ahora.


La norma, dice el Obispado, se fija para "proceder como criterio de unidad" aunque al mismo tiempo se dice que cada párroco, "según las circunstancias propias de su parroquia" podrá adoptar las citadas medidas "a su situación concreta".


El Boletín Oficial de la Junta de Andalucía (BOJA) publicado en la noche del domingo reserva su artículo 7 a la "limitación a la permanencia de personas en lugares de culto" aunque no dice nada del horario, entendiéndose como tope el toque de queda que comienza a las 22 horas.


"Las reuniones y encuentros religiosos podrán desarrollarse en todo tipo de instalaciones, públicas o privadas, ya sea en espacios al aire libre o espacios interiores, siempre que no se supere el cincuenta por ciento de su aforo. No obstante, en los municipios que se encuentren en el nivel de alerta 4 de conformidad con lo dispuesto en la Orden de 29 de octubre de 2020, por la que se establecen los niveles de alerta sanitaria y se adoptan medidas temporales y excepcionales por razón de salud pública en Andalucía, para la contención de la COVID-19, el aforo máximo permitido es del treinta por ciento", se recoge en el BOJA.



Un aspecto que también subraya la nota informativa del Obispado, que recuerda que hay que "respetar escrupulosamente" los aforos permitidos, así como guardar "la distancia de seguridad permitida". En estos momentos, en la provincia de Almería los municipios pertenecientes a los Distritos Sanitarios de Poniente y Levante-Alto Almanzora están en nivel 3, por lo que sus templos solo podrán reunir al 50% del aforo, mientras que los del Distrito de Almería están en nivel 4, por lo que no podrán contar con más del 30% de su aforo máximo. Restricciones, dice el Obispado, no solamente referidas a las misas y cultos sino a "otras reuniones".


Por tanto, a partir de este martes. cuando las actividades no esenciales paren a las 18 horas se podrá seguir asistiendo a las iglesias de la provincia pero solo hasta las 20 horas, dos horas antes del comienzo del toque de queda.


La decisión del Obispado coincide con el llamamiento que el propio Adolfo González Montes ha hecho sobre la "capacidad de autofinanciación" que atraviesan las parroquias de la provincia como consecuencias del impacto de las restricciones impuestas para controlar la pandemia de covid-19. "Apenas ha entrado nada en la canastilla", ha dicho, recordando que los templos han estad cerrados al culto durante más de medio año.



 

Temas relacionados
Religión Junta de Andalucía Obispado de Almería Toque de queda Estado de alarma

para ti

en destaque