Padres boicotearán las pruebas ESCALA

Algunas familias optan por no llevar hoy al colegio a sus hijos y evitar las evaluaciones de conocimientos externas

Alumnos de 2º de Primaria ante una prueba de comprensión de texto.
Alumnos de 2º de Primaria ante una prueba de comprensión de texto.
María Medina
21:50 • 25 may. 2015

Un grupo de padres y madres del CEIP Mar Mediterráneo se han organizado para que sus hijos, más de una docena, no se presenten hoy ni mañana las Pruebas de Evaluación Externa (ESCALA) que, entre las 9 y las 10.30 horas, harán los alumnos de 2º de Educación Primaria de todos los centros públicos y concertados. Pretenden “boicotear” una prueba que no comparten y que denuncian por costosa.



Sólo en Andalucía supondrá 2,5 millones de euros que una agencia externa evalúe los conocimientos de Lengua y Cálculo de los niños de 7 años (son 8.230 en Almería). Una edad en la que son todavía “pequeños” para enfrentarse a este tipo de pruebas cuando “además, solapan al trabajo diario que hace el profesorado con ellos en las aulas”, explican.



Una prueba externa, para detectar posibles dificultades en el alumnado, que estos mismos alumnos volverían a repetir el curso próximo de la mano, en esa ocasión, de la LOMCE. Y sólo ahora, será una cantidad económica muy elevada que podría destinarse a becas-comedor y otras ayudas educativas, dicen.



Por lo pronto, los padres del CEIP Mar Mediterráneo contrarios a la prueba entregarán hoy un escrito a la dirección del centro educativo dirigida a la delegación territorial de Educación.




En otros centros


La iniciativa de este grupo de padres no es nueva. El año pasado, de forma individual hubo familias que optaron por no llevar a sus hijos ese día al colegio. Hoy lo harán de forma organizada en el CEIP Mar Mediterráneo y en el Clara Campoamor de Huércal de Almería, donde ayer se propuso a algunos miembros del Ampa.



En la capital, los padres del CEIP Mar Mediterráneo que opten por mostrar su disconformidad con esta prueba se reunirán a primera hora junto al Kiosko de Las Almadrabillas, donde los que puedan quedarse cuidarán de todos los pequeños y después de las 10.30 horas los llevarán al colegio.



Así lo ha explicado una de las madres, Pilar López Gómez, que indica cómo desde sindicatos educativos como Ustea y agrupaciones de padres y madres se había  hablado ya de  mostrar la disconformidad hacia este tipo de pruebas. No obstante, la decisión de estos padres no está “ni vinculada a unas siglas, ni tampoco al AMPA de ningún centro”.



Temas relacionados

para ti

en destaque