Ana María Baños juega la baza de un trastorno mental

La acusada de matar a su hijo cambia de abogado y juega la baza de un trastorno mental

Los tíos  del pequeño Sergio Fernández, ayer en los juzgados de Almería
Los tíos del pequeño Sergio Fernández, ayer en los juzgados de Almería La Voz

Los médicos forenses del Instituto de Medicina Legal (IML) de Almería iniciaron durante la mañana del jueves la exploración de la salud mental de Ana María Baños de 38 años. La madre y presunta asesina del pequeño Sergio Fernández accedió a la Ciudad de la Justicia de Almería sobre las nueve de la mañana en un furgón de la Policía Nacional llegado desde el centro penitenciario El Acebuche.


La cita se produce un mes después del crimen del niño de siete años de edad y es, en la práctica, la primera fase de una evaluación más extensa que incluye el seguimiento de la acusada en la cárcel. Ana María Baños ha mostrado ‘lagunas de memoria’ sobre los hechos desde su detención y busca en la exploración forense realizada este jueves una vía de escape para el futuro juicio por asesinato. La principal baza de la defensa es la posible existencia de un trastorno psiquiátrico que afecte a su consciencia sobre el crimen.


La madre tiene a su favor un internamiento de nueve días en el mes de julio en el área de Salud Mental del Hospital Torrecárdenas (no han trascendido detalles sobre su cuadro clínico).  Además, durante el último mes ha pedido ver al niño en varias ocasiones, una fórmula que los investigadores creen que responde a una estrategia para eludir sus responsabilidades penales.


El pasado miércoles, la presunta asesina del pequeño Sergio Fernández cambió de defensa tras la visita de un letrado al centro penitenciario de Almería. Ahora abandona el turno de oficio y se hace con un abogado particular para proteger sus intereses en el caso.

Familiares
No será tarea fácil. Además de la propia Fiscalía, la familia ha presentado dos acusaciones particulares ejercidas por las letradas Josefa Castillo y Patricia Catalina y la Asociación Clara Campoamor se ha personado como acusación popular de la mano de la letrada Virginia Ordoño.


El trámite ordenado por el Juzgado de Instrucción número Tres de Almería para el jueves no requería de la presencia de los letrados. Sin embargo, familiares del pequeño Sergio quisieron seguir la jornada desde la propia Ciudad de la Justicia.


Dos hermanos de Sergio Fernández (padre) y, por tanto, tíos del niño, estuvieron toda la mañana en los juzgados. Aseguran que Ana María Baños “no tiene ningún trastorno” y que “sabe perfectamente lo que hace”. Además, insisten en que el crimen respondía a un plan para hacerles daño.


La acusada fue arrestada en Las Norias de Daza (El Ejido) con el cuerpo de su hijo en el asiento del copiloto. La Guardia Civil tuvo que romper el cristal de una ventanilla para poder arrestar a Baños y intentar socorrer al pequeño, fallecido por asfixia mecánica, según los primeros datos.

 

más leídas

últimas de Almería

Las noticias que debes conocer a primera hora en tu bandeja de entrada

destacadas La Voz de Almería