Almería: retos de la cultura en el siglo XXI

José Guirao, Rafael Doctor, Loles Peña, Antonio Jesús García y Javier Viana en Clasijazz

José Guirao,  junto a Mar Verdejo, con Rafael Doctor, Javier Viana, Antonio Jesús García y Loles Peña. (Foto: Clasijazz)
José Guirao, junto a Mar Verdejo, con Rafael Doctor, Javier Viana, Antonio Jesús García y Loles Peña. (Foto: Clasijazz) La Voz

Para José Guirao, la Cultura es la mejor arma para contrarrestar la peligrosa tendencia a la banalización que caracteriza a la sociedad del siglo XXI. El ministro de Cultura en funciones ha criticado el consumismo que envuelve a la actividad cultural de nuestros días y ha reivindicado la necesidad de “digerir” adecuadamente un espectáculo de danza o una exposición, sin  dejarse llevar por la corriente generada en las redes sociales. En esa misma línea, ha puesto el foco en la amenaza de los populismos y en el importante papel de la cultura como mecanismo para contrarrestar dictaduras. Esta reflexión, junto con análisis sobre la realidad cultural de Almería, fueron algunas de las aportaciones más destacadas del acto que tuvo lugar anoche en la sala del Clasijazz, convocado por la Asociación Juvenil y Cultural de Historia Sapere Aude de la UAL. 


El debate, moderado por Mar Verdejo, contó con la participación del actor y gestor cultural Javier Viana; el exdirector del Centro Andaluz de la Fotografía, Rafael Dotor; Loles Peña, presidenta de la Asociación de Festivales Audiovisuales de Andalucía y el fotógrafo Antonio Jesús García. 


El mundo de la cultura almeriense, representado ampliamente, respondió a la convocatoria, seguramente atraídos por las reflexiones sobre el papel de la cultura en el presente siglo. Un análisis que puso el acento en la relación entre las instituciones públicas y la generación de proyectos culturales con distintas valoraciones, al final concluyentes en la misma dirección: la falta de apoyo y de coordinación entre administraciones públicas. 


El debate a cinco de TVE del día anterior emergió en un momento citado por Antonio Jesús García, en el cual “no se citó nunca la palabra cultura”. El fotógrafo almeriense insistió en la necesidad de recuperar el liderazgo cultural de la sociedad y superar la tendencia a la generalización masiva de lo que calificó como “los macdonalds culturales” en alusión a la profusa programación en algunas ámbitos de actividades sin criterio ni rigor.


Guirao destacó que las iniciativas que se llevan a cabo en Almería con pocos recursos y mucho esfuerzo y planteó la necesidad de aportar mejores infraestructuras para la producción cultural. Criticó el Museo de Arte de Almería por su estado y por la carencia de una programación rigurosa y citó como ejemplo de realización el fenómeno Clasijazz. 


Rafael Doctor, que definió la cultura del siglo XXI como feminista y ambientalista, calificó de pobre la oferta cultural en Almería y se lamentó de que esta provincia hubiese dejado perder sus opciones como foco cultural, apoyado sobre la base de su medio natural más destacado como es el Parque Natural Cabo de Gata- Níjar. 


Javier Viana puso como ejemplo la Residencia de Creación de Aguamarga, un proyecto en el que ha venido trabajando recientemente y que ha sido posible en buena medida por la aportación de trabajo de manera filantrópica. 


Tampoco tiene una valoración positiva de Almería en materia cultural Loles Peña, que criticó la falta de respuesta a proyectos como el Festival Cine Joven. En relación con esta propuesta, defendió el papel de los jóvenes en la cultura y la necesidad de que se escuchen sus voces a través de la cultura urbana.


A la postre, la mesa redonda vino a converger en temas inveterados, como la falta de apoyo a la cultura, con ciertas tendencias actuales, dejando sobre el tapete la sensación de orfandad cultural de una provincia con más posibilidades que realidad cultural.


Lo primero, la ley de mecenazgo

En el caso de que volviera a ocuparse del ministerio de Cultura, José Guirao adelantó como primera medida reorientar una ley de mecenazgo cultural que sea realmente eficaz, tanto en el aspecto fiscal como en otros ámbitos, que lo hagan efectiva, mucho más allá de las actuales disposiciones normativas en esta materia. Guirao citó específicamente la utilidad de los micromecenazgos. Con todo, el ministro en funciones habló también de la ausencia de una estructura vertebradora de la cultura en nuestro país, “un armazón que le pueda dotar de capacidad” en patrimonio, artes escénicas y plástica.



Consulte el artículo online actualizado en nuestra página web:
https://www.lavozdealmeria.com/noticia/5/vivir/181412/almeria-retos-de-la-cultura-en-el-siglo-xxi

 

más leídas

últimas de Vivir

Las noticias que debes conocer a primera hora en tu bandeja de entrada

destacadas La Voz de Almería