Oblatas: Medalla de Andalucía a medio siglo de solidaridad en Almería

Las religiosas recibirán el galardón de la Junta el próximo domingo

Equipo de trabajo con las oblatas de Almería.
Equipo de trabajo con las oblatas de Almería. Archivo La Voz

“Estamos sorprendidas y agradecidas”. En el teléfono suena la voz de María Teresa Foronda Salazar, directora de la Congregación de las Hermanas Oblatas del Santísimo Redentor en Almería, que el próximo domingo, día 28, recibirá la Medalla de Andalucía de la Solidaridad y Concordia en representación de las religiosas.


Es el reconocimiento de la Junta a medio siglo de lucha en la capital contra la exclusión social de las mujeres. “Lo que tratamos de hacer - explicaba Foronda - es una labor de atención social y de promoción social personal para que de alguna manera puedan tener acceso a recursos, a medios de vida, a un trabajo, ...”


Aunque en la referencia del Consejo de Gobierno donde se aprobó ayer la Medalla de Andalucía y en la propia página web de la congregación se menciona el trabajo con mujeres que ejercen la prostitución, la directora en Almería elude hablar de ello de manera directa.



“Son colectivos desfavorecidos por diversas circunstancias. Con nuestra labor perseguimos la integración de las mujeres a todos los niveles y su normalización social”, apuntó Foronda.


En los primeros años de las Oblatas en Almería, hace medio siglo aproximadamente, esa labor se centraba en “mujeres españolas”, a las que se daba formación profesional a través de una academia de peluquería “para que pudieran salir adelante”.

Inmigrantes



Pasaron los años y el fenómeno de la inmigración cambió el perfil de las mujeres atendidas por estas religiosas. “Vienen de otros países, sin tener aquí familia, y se enfrentan a muchísimas dificultades”.

Y a esas circunstancias duras de la vida se sumó en la primavera de 2020 la pandemia del coronavirus.


Este último año - proseguía Foronda Salazar - ha sido bastante duro en el sentido de que a estos colectivos tan vulnerables les ha dado bastante duro porque si ya tenían una estabilidad un poquito precaria, muchas se han quedado sin empleo. Han recurrido a todas las entidades sociales para poder subsistir. Si la sociedad normal está perdiendo empleo, pues estas personas muchísimo más”.


Las Oblatas disponen de pisos de acogida y están apoyadas por un equipo educativo, que a su vez asesora a mujeres que ya tienen plena autonomía personal.


En Almería, las religiosas llevan unos 50 años pero la congregación acumula un siglo y medio de historia. En 1870, Antonia de Oviedo y Schönthal fundaba la congregación de las Hermanas Oblatas del Santísimo Redentor en Ciempozuelos, provincia de Madrid, y adoptaba el nombre de ‘Madre Antonia de la Misericordia’. Consagradas a la misión redentora, ofrecían un hogar a las mujeres que ejercían la prostitución en el Madrid de la época.


Más de 300 mujeres son atendidas, de media, cada año en Almería por la congregación de las Hermanas Oblatas en la provincia.


Su directora, María Teresa Foronda, destacaba ayer, en declaraciones a este periódico, el desarrollo del proyecto Encuentro de manera común con las Adoratrices. En la congregación hay tres religiosas en Almería capital.

 

Temas relacionados
Religión Día de Andalucía Junta de Andalucía Solidaridad Servicios sociales

para ti

en destaque