El coronavirus aviva la demanda de casas con piscina y jardín

En Almería esa demanda aumenta un 50% respecto al año pasado

Castell del Rey, una de las zonas que despierta interés en los compradores
Castell del Rey, una de las zonas que despierta interés en los compradores La Voz

La pandemia provocada por el coronavirus está cambiando muchas cosas, entre ellas hábitos o preferencias en facetas esenciales como es la búsqueda de vivienda. Uno de los efectos se basa en la incertidumbre por cómo serán los próximos meses con el Covid-19, unas dudas que están llevando a cientos de almerienses a replantearse el tipo de residencia que prefieren para vivir.


En ese escenario ganan terreno con celeridad las viviendas unifamiliares y, entre ellas, aquellas que disponen de piscina o de jardín, zonas privadas de expansión que en estos momentos se valoran más que en cualquier otro momento.


El verano
Con el inicio paulatino de la desescalada, cuando ya se vislumbra el fin del confinamiento que se prolonga desde hace casi dos meses y medio, muchos almerienses han empezado a pensar en cómo afrontar los rigores del verano en el caso de que la ‘nueva normalidad’ no les permita realizar actividades al aire libre con total libertad.


Según un informe elaborado por al portal inmobiliario idealista.es la tendencia está cambiando con rapidez y la búsqueda de pisos en las zonas céntricas está dejando paso a la de viviendas unifamiliares en zonas más periféricas o en urbanizaciones.



Espacio exterior
En el caso de Almería se ha producido un incremento del 50 por ciento en la demanda de viviendas que dispongan de jardín y especialmente de piscina, equipamientos en el exterior de la propia vivienda que se valora por la utilización por parte de la familia para estar o para hacer ejercicio sin tener que salir a la calle.


En abril del año pasado el número de demandas para esta tipo de vivienda se situaba en torno al veinte por ciento del total de búsquedas, mientras que en abril de este año ese porcentaje se ha situado alrededor del 30 por ciento y sigue creciendo.


Según idealista.es ese aumento del interés por este tipo de viviendas “viene motivado por la incertidumbre generada alrededor de los desplazamientos a lugares turísticos, el uso de las piscinas públicas y los accesos a las playas durante este verano”.


Búsqueda en el sur
Se da la circunstancia de que las zonas de la costa mediterránea son las que más están creciendo en este tipo de demanda; provincias como Almería, Murcia, Alicante, Valencia o Baleares acaparan las mayores subidas, frente a las comunidades del norte del país, como Navarra, Asturias o Euskadi, donde el interés es sensiblemente inferior (en ninguna de ellas el porcentaje de los que buscan viviendas con piscina supera el 7 por cien.


En Andalucía la búsqueda de esas casas aumenta en seis de las ocho provincias y sólo las de Granada y Cádiz se ha registrado un ligero descenso. Sólo tres provincias españolas presentan este año menor demanda de casas con jardín y piscina, las dos andaluzas citadas y la provincia gallega de Pontevedra.


Lugar de búsqueda
Las búsquedas en Almería se centran en el entorno de la capital o en las urbanizaciones de pueblos ubicados en las zonas litorales, casos de las de Roquetas de Mar o la de Almerimar en El Ejido. En la capital despiertan interés viviendas unifamiliares ubicadas en la zona de Retamar, en El Toyo, Costacabana o Castell del Rey. Y en el área metropolitana de la capital municipios como Huércal de Almería, Viator o Benahadux.


También se acrecienta la demanda de pisos en residenciales con espacios para compartir con zonas verdes, piscinas o pistas de deportes.

 

más leídas

últimas de Almería

Las noticias que debes conocer a primera hora en tu bandeja de entrada

destacadas La Voz de Almería