Residencias Virgen del Rosario, Santa Teresa, Ballesol e Íllar, medicalizadas

Hay un total de 33 residentes con coronavirus en estos centros

Labores de desinfección en la residencia de mayores Valleluz de Íllar por parte de la UME.
Labores de desinfección en la residencia de mayores Valleluz de Íllar por parte de la UME. Europa Press

La Delegación Territorial de Salud y Familias de la Junta de Andalucia tiene establecido desde el pasado 23 de marzo un Grupo de Trabajo Específico en Almería para el seguimiento directo de la situación de las Residencias de Mayores. En la actualidad la labor de este grupo se desarrolla en 4 centros  de la provincia que cuentan con pacientes positivos en Covid-19. Se trata de las residencias de mayores Virgen del Rosario, Santa Teresa Jornet, Ballesol y de la de Íllar que han sido medicalizadas por la Junta de Andalucía para atender a todos sus pacientes. En estos momentos hay un total de 33 residentes con coronavirus, según los datos recogidos por la Consejería de Salud y Familias y trasladados al Ministerio de Sanidad. 


Este Grupo de Trabajo está integrado por médicos especialistas en Medicina Interna con amplia experiencia en Geriatría, un médico de Atención Primaria, el médico responsable de la residencia, un enfermero especialista en enfermedades infecciosas y personal de Enfermería de la propia residencia o de Atención Primaria si fuera necesario. El Grupo de Trabajo realizará su labor de forma coordinada con Atención Primaria y Salud Pública. 


La primera tarea que se ha realizado ha sido el análisis de las instalaciones, circuitos, sectorizaciones y dinámicas diarias de limpieza, comidas, tránsito de personal y residencias, un trabajo que ha desarrollado especialistas en Salud Pública. Además se ha abordado la parte clínica de cada centro estudiando caso por caso de los positivos y así como de los sospechosos. De igual forma, se han revisado las historias clínicas, historia de la enfermedad desde el comienzo de los síntomas, estudio de contacos, revisión y conciliacion del tratamiento, así como abordaje más exhaustivo y búsqueda activa de signos precoces entre los asintomáticos. 


Grupos locales de trabajo



Además se han creado grupos de trabajo locales por cada centro. Así, los pacientes son tratados de manera conjunta por un médico internista y de Atención Primaria junto con la ayuda del personal propio de la residencia. De esta forma, todos los pacientes que lo requieren son tratados in situ, se pautan y se les proporciona todo lo necesario para el tratamiento, ya sea oxígeno, fármacos o cualquier tipo de terapia que estimen los profesionales sanitarios.


El objetivo que tiene marcado la Delegación Territorial de Salud y Familias es tratar de anticiparse “a posibles complicaciones y evitar traslados e ingresos de los que el paciente no se va a beneficiar”. No obstante “otras derivaciones serán irremediables pues estarán más que indicadas”. 


De forma paralela se trabaja con los profesionales de las residencias que cuentan con el apoyo de la Consejería de Salud y Familias. Otra de las medidas implantadas es la comunicación con los familiares de los residentes a los que se informa de la situación de los pacientes. Con esta labor desarrollada por el Grupo de Trabajo de la Delegación Territorial en Almeria se quiere cumplir el objetivo de “no dejar solos a nuestros mayores que tanto han hecho por cada uno de nosotros”. 


La Consejería de Salud y Familias de la Junta de Andalucía ha ayudado por otro lado a equipar a las residencias con material sanitario, principalmente mascarillas (repartidas un total de 10.500), guantes y gel hidroalcohólico.

 

más leídas

últimas de Almería

Las noticias que debes conocer a primera hora en tu bandeja de entrada

destacadas La Voz de Almería