“Es verdad que donar sangre es donar vida. Nosotros nos ocupamos de ayudar”

Aref Laarej, director del Centro de Transfusiones

Aref Laarej durante la entrevista realizada en su despacho del Centro de Transfusiones de Torrecárdenas.
Aref Laarej durante la entrevista realizada en su despacho del Centro de Transfusiones de Torrecárdenas. La Voz
Fernando Cuadrado 01:20 • 07 abr. 2018

Aref Laarej es Licenciado en Medicina y Cirugía por la Universidad de Granada y desde hace una década dirige el Centro de Transfusiones de la provincia que está situado en el Complejo Hospitalario de Torrecárdenas. En todas sus entrevistas pone en valor la “solidaridad” de los donantes porque hacen algo tan sencillo y complicado como donar a otros sin esperar nada a cambio. Y la sangre es, y sigue siendo, vital para la vida humana.


Todos los meses oímos aquello de la importancia de donar sangre y de ser solidarios. ¿Cómo se comporta la provincia de Almería en este sentido?

Bien. Almería es una provincia solidaria y la verdad es que las cifras de donaciones han ido subiendo con el paso de los años. Hace 10 años recogíamos entre 12.000 y 13.000 bolsas de sangre al año, ahora estamos cerca de las 20.000, más otras 2.000 de plasma, que es también muy importante.


Ese incremento en las donaciones es importante porque también ahora hay más necesidad de sangre, ¿no es así?



Crecemos en donaciones es cierto, pero también las intervenciones son cada vez más complejas e importantes con mayores sangrados… se necesita sangre, plaquetas, hemoderivados del plasma… antes había enfermedades en personas mayores que ni se abordaban, los plazos de trasplantes antes estaban limitados por la edad y ahora no… aumentamos la cartera de servicios que requiere de un soporte de transfusión. 


Y que nos hacemos viejos...

La población envejece, a mayor edad pues más enfermedad, y hay mayores necesidades. Por eso es importante implantar la cultura de la donación entre los más jóvenes, para que quede ese poso y que permanezca.


Habla de 20.000 bolsas de sangre al año. ¿Es un porcentaje alto o bajo de población la que dona?

Pues estamos en el 2%. Y nosotros pensamos que subir del 2% al 2,5%, que no es una barbaridad, ya sería muy positivo y asó poder abordar mayores necesidades. En Andalucía en los últimos meses han subido las transfusiones en un 5% respecto al año pasado... No, no nos podemos permitir decir a una persona que está en un quirófano que no se puede operar porque no haya sangre… 


Pues hay mucha población que no dona...

Por eso hay que animar a todos, a todo el mundo, si analizamos los datos vemos que solo el 2% de la población es donante ¿y dónde está el 98% restante? Cada donante dona 1,5 veces al año de media, más que decirles que donen más veces es decir que es trabajo de todos. 


Pero esa escasez no existe en Almería, ¿no?

No, no ocurre. Hay que tener tranquilidad porque a nadie se le ha dicho en los diez últimos años, desde que soy responsable del Centro eso. Vamos que yo recuerde antes tampoco se le ha dicho a nadie que faltaba sangre cuando la ha necesitado.


Claro, se trata de un trabajo a diario. Recordatorios y a salir a buscar donantes...

Además de animar a la gente a que done hay que tener esa conciencia de donación y trabajar a futuro para que no falte. Pero que no se preocupen en el sentido de que sí que tenemos sangre para poner.


El perfil del donante de sangre en la provincia es...

Pues el perfil del donante es una persona de mediana edad. De entre 30-50 años y en la provincia son más hombres que mujeres. En donaciones de plasma hay más mujeres de entre 20 y 40 años. Y tenemos que seguir trabajando para incorporar a más donantes. Por ejemplo, hace poco estuvimos en la Universidad donde es una alegría ir... se sacan más de 250 bolsas y es gente a la que podremos tener mucho tiempo y de vez en cuando hay que recordárselo y allí vamos para recogerlas.


Van ustedes y también se viene a donar al Centro de Transfusiones

Sí. El centro está abierto todos los días laborables, tenemos un parking para donantes para facilitarles que aparquen, les ponemos todo lo más fácil posible y a los que no pueden venir pues tenemos el autobús que lo tenemos rotando por el Paseo de Almería. Y también vamos a toda la provincia prácticamente, el año pasado se hicieron unas 320 colectas por toda la provincia. Solemos ir para facilitar que se done, el que está en Pulpí pues es lógico que no venga a donar exclusivamente… pues allí vamos. A Pulpí, a Chirivel, a Vícar… no dejamos pueblos sin ir.


¿Con qué personal cuenta el Centro de Transfusiones?

Tenemos ocho enfermeros, cuatro médicos, catorce técnicos de laboratorio, tres celadores... A veces es verdad que vamos apurados pero sí, afortunadamente la gente que trabaja aquí está comprometida y hay buen ambiente de trabajo. Hablamos de un personal especializado, que se forma para seguir. Porque estamos trabajando con la salud de la gente. 


¿Cuál es el ‘protocolo’ de trabajo aquí?

Una vez hecha la extracción, primero se analiza. Y es que lo primero es no perjudicar al donante y al que se le pone la sangre, al receptor. Con análisis muy rigurosos, cribado de virus para que no haya ningún problema. En muy pocas cosas se hacen como aquí, que vemos a ver si hay genoma del virus por lo que la población puede estar segura de que la sangre tiene garantías.


¿Y la conservación?

Pues después de sacarla y analizarla, se fracciona para sacarle el mayor rendimiento posible. Se hacen bolsas de sangre concentrada en hematíes, otra de plaquetas y otra de plasma, tanto para transfusión como para elaborar los hemoderivados. Una vez todo separado se guarda ¿dónde se guarda? En diferentes sitios acondicionados. El concentrado de hematíes se mantiene a 4 grados y tiene 42 días de caducidad, pero las plaquetas caducan a los 5 días y se almacenan de diferente manera, se hace a 22 grados.



Temas relacionados

para ti

en destaque