El Brexit provocará colapsos para un centenar de camiones almerienses

Los agricultores piden a la UE que reduzca el contingente de hortalizas de Marruecos

Encuentro ayer de Coag con los medios de  comunicación para protestar por los vaivenes de los precios agrícolas.
Encuentro ayer de Coag con los medios de comunicación para protestar por los vaivenes de los precios agrícolas.

Cada día mil camiones españoles cruzan de Calais a Dover con mercancías perecederas, de los que cerca de un centenar son almerienses. Son los datos que maneja el Ministerio de Agricultura, que dirige Luis Planas, para auditar las consecuencias que puede tener el embrollo del Brexit para el sector agroalimentario. 


Las organizaciones agrarias almerienses también han expresado su preocupación por los efectos económicos  para el invernadero urcitano por la salida del Reino Unido de la UE. El secretario provincial de Coag, Andrés Góngora, solicitó ayer a las autoridades del ramo que se pongan a elaborar ya mecanismos de gestión de crisis, como se hizo con el E.coli y con el veto ruso.


El representante del sindicato agrario vaticina que “pueden darse problemas de colapsos de mercancías en la frontera y en el Eurotunnel y eso nos preocupa mucho”. En eso coincide Góngora con el ministro Planas, quien ha asegurado esta semana en una entrevista en el diario Expansión que “el sector agrícola tiene un nivel de exposición muy importante al Brexit, aunque confiamos que nos basaremos en un principio de buena fe recíproco en la burocracia fronteriza que se desplegará tras la salida británica”.


Góngora también teme que una devaluación de la libra tras el Brexit reduzca la importación de hortalizas almerienses por parte de los consumidores británicos. “De hecho, las aseguradoras de riesgos en el tipo de cambio están subiendo sus tarifas por la demanda que se ha abierto”. La organización agraria ha puesto también el foco en otro aspecto de la salida de los ingleses como es el del contingente de frutas y hortalizas que pueden comercializar en los mercados de la UE terceros países como Marruecos. “El Reino Unido supone el 10% de la población de la UE, por eso ya hemos solicitado que se reduzca en esa misma proporción la entrada de hortalizas del contingente”, informaba ayer Góngora.


El invernadero almeriense facturó la última campaña en el Reino Unido 285.000 toneladas en el Reino Unido -que supone cerca del 20% de la producción total- y que aporta 274 millones de euros en valor de comercialización. La dependencia de Inglaterra en producción fresca de Almería no es una anécdota y por ello, cadenas de supermercados británicas como Sainsbury’s, Asda y Tesco, han expresado su preocupación ante las pérdidas de tiempo -y por ende de calidad en el producto- por el incremento de los controles fronterizos. 


 Rafael Molina, jefe de la Dependencia de Aduanas de Almería, instó a los empresarios del transporte, en una conferencia en la Cámara de Comercio hace unos días, a que se preparen para gestionar los nuevos requisitos aduaneros y de tránsito.


La primera ministra inglesa, Theresa May, solicitó la pasada semana una extensión de la fecha de salida del Reino Unido, fijada inicialmente para el 29 de marzo. La Cámara de los Comunes del Parlamento británico tendrá que votar sobre esta propuesta y, de momento, solo se avista incertidumbre.


La montaña rusa de los precios esta campaña
Coag lamentó ayer también la desunión que existe entre las empresas del sector para afrontar estrategias contra la crisis de precios.


Góngora aplaudió que algunas empresas hayan retirado producto por primera vez, pero criticó que otras comercializadoras no lo hayan hecho “porque parece que da vergüenza”.


Añadió que “los supermercados nos están metiendo mano en el bolsillo y tenemos que solucionarlo en el origen”. Pidió una reunión con la nueva consejera Carmen Crespo para que abandere esta reivindicación de “precios justos”.


El campo almeriense  tiene solo un 60% de agricultores incluidos en una Opfh, un requisito necesario para cobrar los fondos por precio retirada. Esta campaña se han desechado 3,9 millones de kilos de pepino, 5,3 de tomate, 1,9 de  de pimiento y 0,5 de calabacín.

 

más leídas

últimas de Economía

Las noticias que debes conocer a primera hora en tu bandeja de entrada

destacadas La Voz de Almería

Utilizamos cookies propias y de terceros para el correcto funcionamiento de la web y analizar el tráfico. Si continúas navegando consideramos que aceptas su uso. Obtener más información.