Rubi habla en rueda de prensa tras el partido

El entrenador del Almería valora el punto en Fuenlabrada

"El punto lo damos por bueno porque ganar aquí es muy complicado. No hicimos un partido como nos hubiera gustado y también se cortó mucho el ritmo". Las primeras palabras de Rubi en rueda de prensa reflejan una mezcla de cierta satisfacción por el resultado pero no por el desarrollo del duelo. Sin querer nombrar a Pulido Santana, no entendió los motivos por los cuales el colegiado permitió al Fuenlabrada las continuas pérdidas de tiempo.


Destacó que las claves para puntuar en el Fernando Torres eran no desquiciarse y aprovechar alguna ocasión, porque la UD Almería siempre genera peligro aunque no esté tan firme como semanas atrás. Indicó el entrenador rojiblanco que una vez conseguido el 1-1, hizo más cambios para buscar la remontada, y es que la ambición va por bandera: "No ponernos nerviosos porque cada uno busca sus armas. El que tiene que manejar esa situación ya sabemos quién es. Ha sido un duelo emocionante por el marcador apretado, con lucha, pelea, y hemos arriesgado con los cambios para ir con toda la artillería a por la victoria".


Los cambios



Como señaló Rubi, el Almería conquista un buen punto en Fuenlabrada, máxime cuando Zozulia había puesto por delante a los suyos con un testarazo completamente solo en el área pequeña. Destaca que los que salen desde el banquillo siempre igualan o aumentan el nivel en el campo: "El primero lo teníamos muy claro, con Juan Villar, y después con Dyego. La idea era ser valientes e ir a por la victoria. Contento por Juan porque nos está ayudando mucho y la actitud de Dyego es fantástica. Cuando no se puede ganar es clave sumar".


Será habitual



Reconoce que cometió un error en la segunda parte al reclamar al colegiado que controlara las continuas interrupciones del Fuenlabrada: "El planteamiento era jugar y no desviarse si el rival cortaba el ritmo. Hubo un momento que nos pusimos nerviosos, incluido yo, porque creía que no se jugaba nada". No le sorprende a Rubi este tipo de planteamientos de los rivales y cree que va a ser cada vez más habitual: "Tenemos que acostumbrarnos a que todos nos quieren ganar. Sumar tres puntos aquí es complicado porque el Fuenlabrada es intenso, organizado, así que sabíamos que caramelos no nos iban a dar".

 

Temas relacionados
Rubi Fútbol Segunda División LaLiga

para ti

en destaque