De 3.000 a 5.000 cazadores podrán abatir jabalíes y ciervos en cotos almerienses

Ya se han autorizado 55 batidas y monterías, pero en una temporada puede llegarse a las 80

El jabalí  es el animal más común en los montes de Almería y para el que más batidas se solicitan.
El jabalí es el animal más común en los montes de Almería y para el que más batidas se solicitan.

La temporada de caza mayor comenzó el pasado 15 de octubre y hasta el 12 de febrero de 2017, los aficionados podrán practicar esta actividad cinegética en los cotos andaluces. En el caso de Almería, existen 750 de estos espacios, de los que más de un centenar se destinan a la caza mayor, principalmente el ciervo y el jabalí y en menor cantidad la cabra montés.


Hasta el momento, se han registrado 55 solicitudes para realizar batidas y monterías en los cotos almerienses, tanto públicos como privados, aunque “viendo  los datos de años anteriores, es muy posible que se llegue a las 80 batidas”, explica el delegado de Medio Ambiente, Antonio Martínez. De las 55 batidas y monterías solicitadas, 21 son para la caza del ciervo y el jabalí y, de ellas, ya se han celebrado 11. Las otras 34 son para cazar exclusivamente jabalí y ya han tenido lugar 16.


Según explica Martínez, en los cotos, la mancha o terreno a batir oscila entre las 400 y las 800 hectáreas y en cada una participan una media de 60 cazadores, tanto en el caso de una batida, como de una montería. Así, de momento, más de 3.000 aficionados han participado o van a participar en esta actividad, una cifra que superaría los 5.000 si se alcanzan las 80 solicitudes que menciona el delegado.


Filabres, la más solicitada
Los cotos se encuentran distribuidos por prácticamente toda la provincia, desde la Sierra María a Sierra Nevada, pasando por la Sierra de Las Estancias. Sin embargo, es la Sierra de los Filabres la que concentra la mayoría de solicitudes para celebrar monterías, siendo además uno de los lugares más solicitados de Andalucía por sus características y los recursos cinegéticos.


Pero cuando un cazador se echa al monte con su escopeta y su perro, no tiene asegurado nunca el resultado de la jornada ya que el número de piezas abatidas puede llegar a variar muchísimo, entre 5 o 35, aunque haya ocasiones en las que se puedan llegar a la  50. El resultado dependerá de la situación de la mancha a batir y de las condiciones climatológicas.


Pero independientemente de que el cazador se vaya con su pieza o no, su afición no es nada barata. Los precios varían según se trate de una batida, en la que el puesto cuesta 150€, o un montería, donde el precio es de 400€. La diferencia entre una y otra es que en el caso de la batida los cazadores se sitúan en un punto y esperan a los animales que son empujados hacia sus posiciones por los perros o los batidores. En la montería,  van con sus perros en busca de la pieza, eligiendo el trofeo más deseado, y son más frecuentes para cazar el ciervo.


Batidas de control de población en Sierra Nevada
En el Parque Nacional de Sierra Nevada no está permitido cazar, pero se autorizan batidas para controlar la población, fundamentalmente de jabalí, ya que al no tener ningún enemigo natural, pueden llegar a ser tan numerosos que hagan daño a la flora y la fauna del Parque. No se suelen hacer batidas para el ciervo, aunque este año, por ejemplo, sí se han autorizado en las mismas de jabalí.


Estas batidas se organizan entre los técnicos del Parque, los ayuntamientos y las asociaciones de cazadores de la zona y colaboran agentes de Medio Ambiente, el Seprona y  siempre hay un veterinario. En ellas solo pueden participar los residentes en esos municipios y los propietarios de los terrenos. En las 30 batidas de la temporada 2015-2016, participaron 1.796 cazadores y 3.339 perros que abatieron 422 animales. 


 

más leídas

últimas de Provincia

Las noticias que debes conocer a primera hora en tu bandeja de entrada

destacadas La Voz de Almería