Un “imprevisto” en la histórica iglesia de Adra: se derrumba parte del tejado

La cornisa trasera se viene abajo en plena madrugada

Una combinación de tristeza e impotencia, mezclada con asombro y la lógica preocupación. Este es el cóctel de emociones predominante en la feligresía de Adra, con su flamante párroco, José María Sánchez, a la cabeza: en la madrugada del pasado 20 de septiembre, parte de la cornisa del templo parroquial de la Inmaculada Concepción se venía abajo.


En realidad, la techumbre de la iglesia abderitana ya había dado avisos de su delicada situación. Esa fragilidad se confirmaba con la caída de cascotes que, por suerte, no ocasionó daño personal alguno. De hecho, la zona se encontraba ya acotada en previsión de lo que podría suceder más pronto que tarde. En la calle vallada, cascotes y tejas se amontonaban tras el suceso.


"Pues sí, nuestra histórica parroquia ha sufrido un imprevisto", confirmaban desde la propia parroquia a través de sus redes sociales.



Si bien el incidente se ha producido en la parte trasera de la iglesia, lo cierto es que el propio párroco, José María Sánchez, ha confirmado a LA VOZ que todo el perímetro del tejado parroquial se encuentra en el mismo estado. 


La recuperación



A partir de aquí, se dan varias paradojas. Por una parte, la dificultad que se ha encontrado ante sí el propio José María Sánchez: tomó posesión el pasado 10 de septiembre y, en tan solo diez días se encuentra ante todo un derrumbe que solventar.


Todo ello, con las arcas de la Diócesis poco dispuestas a una obra de reparación del tejado de una iglesia cuyos orígenes se encuentran en el siglo XVI.


Y, para paradoja, lo que tuvo que afrontar el propio Sánchez en su anterior destino parroquial: para arreglar el tejado de la iglesia de El Alquián, el joven sacerdote creó la iniciativa 'apadrina una teja' para que fueran los vecinos y feligreses los que arrimaran el hombro en la reparación que necesitaba el templo.


Ahora, el propio Sánchez ha confirmado ya que una iniciativa similar tratará de cimentar el futuro de una iglesia que, literalmente, se está cayendo. 


Mientras tanto, el párroco agradece al Ayuntamiento de Adra su colaboración en las labores necesarias para prevenir males mayores en el entorno de una iglesia que necesita más ayuda que nunca.

 

Temas relacionados
Obispado de Almería Adra

para ti

en destaque