Crece el cultivo de ‘marihuana legal’ en Almería hasta 200 hectáreas

Se abre paso como plantación complementaria a las hortalizas para uso medicinal con certificado

Una plantación de cáñamo autorizado bajo invernadero.
Una plantación de cáñamo autorizado bajo invernadero.

El cáñamo industrial, también llamado marihuana medicinal, se abre paso sotto voce en el invernadero almeriense. De ser un cultivo alternativo testimonial ha pasado ya a contar con más de 200 hectáreas entre Almería y algunas zonas tropicales se Granada, según un técnico agrícola almeriense especialista en este tipo de cultivos que no quiere revelar su identidad por los claroscuros que aún rodean a esta actividad. 


Ya hay también más de un centenar de productores en la provincia que siembran este cannabis conocido como CBD en alguna zona reservada de su invernadero como complemento a la producción de hortalizas. Este tipo de plantación para uso terapéutica es completamente legal ya, aunque la planta debe de estar certificada por la Unión Europea y la explotación fiscalizada por la Guardia Civil. En caso de duda se lleva una muestra a un laboratorio para comprobar que se trata de cáñamo y no droga. 


El auge es tal en los últimos meses que, en la zona granadina de Castell de Ferro, ha habido varios robos en las últimas fechas y los productores están instalando equipos de videovigilancia nocturna. También en Almería, tanto a Poniente como a Levante, los productores se quedan a vigilar por la noche cuando la cosecha es más susceptible de ser sustraída. La diferencia, según este técnico agrícola, entre el cáñamo medicinal y la marihuana es que aquel es un arbusto y la marihuana es un solo cogollo. De hecho, ya se ha abierto todo un mercado para la compra de estas plantas de uso terapéutico en portales de Internet entre 5 y 9 euros . Green Brothers es una de esas compañías que comercializa en el campo almeriense. La clave es que esta variedad de cáñamo no supere ciertos límites de composición tetrahidrocannabinol que es el parámetro que evalúa si es droga autorizada o no.


Hay ya jurisprudencia consolidada que legaliza este tipo de cultivo, aunque aún el hilo sea muy fino para discernir entre la producción industrial y la que se comercializa como droga.La empresa GSG anunció el pasado año su proyecto para cultivar al por mayor en Almería la marihuana medicinal. Su idea, al menos hace unos meses, era construir un hospital especializado para la investigación de nuevos tratamientos y terapias basadas en el uso del CBD, el aceite extraído de la planta del cáñamo.


“Hemos arrancado y son diez hectáreas de cultivo en Retamar”, explicaba entonces Antonio Veiga, presidente de GSG, que situaba el invernadero en la carretera hacia Cabo de Gata, en las proximidades de Michelín. Una producción legal que ampliaría el mapa nacional de las 20.000 hectáreas autorizadas por el Ministerio de Sanidad.




 

Temas relacionados
Invernaderos Campaña agrícola

para ti

en destaque