El juez levanta el secreto de todo el sumario y descarta cómplices

La investigación descarta contactos de Ana Julia con terceras personas durante el 27 de febrero

El juez levanta el secreto de todo el sumario y descarta cómplices
  • El magistrado Rafael Soriano en una concentración de jueces en la Ciudad de la Justicia de Almería en mayo
  • La Voz
  • Javier Pajarón
  • 07:00
  • 14.09.2018

El titular del Juzgado de Instrucción número Cinco de Almería, Rafael Soriano, ha ordenado el levantamiento  del secreto sobre el sumario completo del Caso Gabriel Cruz. El magistrado dictó esta semana un auto para transformar las diligencias previas en un proceso mediante la Ley del Jurado, como adelantó LA VOZ, y citó a la acusada Ana Julia Quezada a comparecer en la Ciudad de la Justicia de Almería el próximo lunes. Además, un segundo auto del instructor informó a las partes del levantamiento del secreto sobre las últimas páginas del sumario, según fuentes jurídicas consultadas por este periódico.


Los fragmentos que todavía se mantenían protegidas afectaban esencialmente a los movimientos de Ana Julia Quezada, presunta asesina del pequeño Gabriel, tras la desaparición del menor la tarde del 27 de febrero de 2018 en Las Hortichuelas (Níjar). La Policía Judicial de la Guardia Civil rastreó los contactos telefónicos (triangulaciones con los repetidores) para verificar los movimientos de la sospechosa y descartar la posible participación de terceras personas.


El magistrado instructor buscaba la confirmación de la Benemérita de la ausencia de cómplices o, en su defecto, posibles encubridores del crimen del niño de ocho años. Esta tesis ha sido finalmente descartada.


Además de la ausencia de llamadas sospechosas, las pruebas de criminología han  esclarecido unas huellas captadas en la finca de Rodalquilar donde Gabriel Cruz Ramírez fue asfixiado por Ana Julia Quezada, según su confesión. Estas muestras pertenecían a un propietario anterior, un ciudadano totalmente ajeno a los hechos, según el sumario.

La instrucción
Los vestigios fueron hallados por agentes de Criminalística de la Guardia Civil tras la detención de la ex pareja de Gabriel Cruz Ramírez en La Puebla de Vícar. Quezada había desenterrado el cadáver en el cortijo de Rodalquilar y los agentes peinaron palmo a palmo la propiedad en busca de pruebas.


Los dos autos dictados por el magistrado Rafael Soriano culminan más de seis meses de investigación por parte del Juzgado número Cinco de Almería, aunque todavía no cierra definitivamente la instrucción. Ahora las partes pueden solicitar nuevas pruebas e informes para completar las diligencias sobre aspectos que, en algún caso, puedan quedar aún confusos.


El próximo lunes, Ana Julia Quezada comparecerá en el juzgado para conocer la conversión del procedimiento a Ley del Jurado. Se le imputan presuntos delitos contra la integridad moral, detención ilegal y asesinato. Según su versión, asfixió al niño de ocho años durante una discusión en la finca de Níjar. Luego, superada por la situación, enterró su cuerpo junto a un aljibe.


NOTICIAS RELACIONADAS

newsletter


  • BOLETÍN
    DE NOTICIAS
    Las noticias que debes conocer a primera hora en tu bandeja de entrada RECIBIR
    • BOLETÍN
      DE NOTICIAS
    • Las noticias que debes conocer a primera hora en tu bandeja de entrada

    • RECIBIR