Cuevas del Almanzora

El Ayuntamiento abre la puerta a la expropiación para frenar las obras en Baria

La moción pide que se proteja la parcela en la que se construirá un edificio si hay hallazgos

Pleno telemático celebrado el pasado viernes en Cuevas del Almanzora.
Pleno telemático celebrado el pasado viernes en Cuevas del Almanzora. La Voz

Si hace dos meses el Parlamento de Andalucía se convertía en el escenario de un acuerdo prácticamente unánime para detener las obras en el yacimiento de Baria, ahora ha sido el propio municipio, a través de sus fuerzas políticas, el que ha pedido al unísono que se valore la suspensión del proyecto para edificar viviendas turísticas sobre los antiguos restos fenicios y romanos que reposan en el subsuelo de Villaricos.


La Corporación Municipal aprobó el pasado viernes por unanimidad del Pleno solicitar a la Consejería de Cultura que adopte "medidas cautelares o provisionales de suspensión de obras u otorgamiento de licencia urbanística" de edificación una vez terminen los trabajos arqueológicos previos que se están llevando a cabo en la parcela, teniendo en cuenta los resultados de los mismos y que se produzcan "hallazgos casuales o hallazgos que constituyan un valor que establezca una plena continuidad en el ámbito arqueológico del Sector 8 y 9 BIC Villaricos".


Una vez producida la suspensión de las obras, por cualquiera de los medios previstos, el Ayuntamiento propone que la Administración andaluza valore la posible inclusión de la parcela en las "modalidades de inscripción en el Catálogo General de Patrimonio Histórico Andaluz, y declaración de BIC a fin de ampliar el sistema de protección establecido en la Orden de 14/02/2005".



También se solicita en la moción la ejecución de actuaciones de urgencia para la realización de prospecciones arqueológicas por parte de los servicios técnicos de la Delegación Territorial de la Consejería de Cultura, de conformidad con el artículo 58 y artículo 59 de la Ley de Patrimonio Histórico de Andalucía, con el objetivo de determinar con mayor exactitud el valor de los restos arqueológicos que puedan hallarse en la parcela.


A este respecto, cabe recordar que una de las reivindicaciones de la asociación Unidos por Baria con respecto a estas obras es que las prospecciones arqueológicas se hagan por parte de técnicos de la Consejería y a una mayor profundidad ya que, estando situada la parcela en el estrato fenicio de ocupación, es de suponer que sus restos se encuentren a más distancia de la superficie.



Expropiación antes de la licencia

Por último, la moción aprobada por unanimidad en el pleno del pasado viernes solicita a la Consejería que inicie el "ejercicio de la potestad expropiatoria", realizando "la declaración de utilidad pública o interés social afecto a garantizar la expropiación de los bienes objeto de protección sectorial por el valor arqueológico que se presupone", antes de que sea expedida la licencia de obras, la cual obligaría a la Administración a indemnizar al promotor y propietario al realizar la expropiación y conforme a las "determinaciones del artículo 18.2 de la LPHA en relación a la LEF de 16 de diciembre de 1954". 


Pero no solo se trató la protección del yacimiento, siguiendo el espíritu de la PNL aprobada recientemente en la Comisión de Cultura y Patrimonio del Parlamento andaluz, la moción reclamó también una apuesta decidida para poner en valor por fin el enclave: "Estamos pidiendo la protección de toda esa zona, pero no solamente la protección sino ir más allá y de una vez por todas poner en valor ese importante patrimonio que tenemos, ponerlo en valor y que sirva también como reclamo turístico como en otros municipios de España", defendió el alcalde.


Excavación suspendida

El Ayuntamiento detuvo el pasado diciembre las prospecciones arqueológicas previas a la construcción que la empresa estaba realizando por carecer de licencia urbanística para la realización de dicho movimiento de tierras, pero se ha visto obligado a otorgársela recientemente tras presentar la constructora la pertinente autorización de la Consejería de Cultura.


De no haberlo hecho, el alcalde habría incurrido en prevaricación, como también lo haría si se negara a otorgar licencia municipal de obras en caso de que el dictamen de la Delegación de Cultura dirigida resultara, tras la finalización de las prospecciones arqueológicas que se están realizando, favorable a la construcción.


Esta parcela, en la que la promotora P3 ha proyectado un edificio de 24 viviendas turísticas con el nombre de 'Smile Land', fue desafectada de la declaración de Bien de Interés Cultural de la que anteriormente gozaba, por sentencia del Tribunal Supremo en 2014 tras un pleito impulsado por la empresa promotora, a pesar de que los terrenos forman parte del yacimiento, tal y como atestiguan los restos de un muro y lo que parece ser una pileta de salazones allí encontrados, y como también atestiguó el arqueólogo Luis Siret durante sus excavaciones. De hecho, el terreno está rodeado por otras parcelas que sí son BIC.


Muchos vecinos y asociaciones, entre las que destaca Unidos por Baria, llevan años reclamando no solo la protección de esta parcela, que quedó fuera del BIC por lo que consideran un "grave error" de la Administración andaluza, sino la puesta en valor de la totalidad del yacimiento mediante la creación de un parque arqueológico, propuestas todas que fueron llevadas por Adelante Andalucía a la Comisión de Cultura y Patrimonio Histórico del Parlamento de Andalucía y aprobadas en forma de una proposición no de ley a principios de febrero.

 

Temas relacionados
Cuevas del Almanzora Patrimonio

para ti

en destaque