El Retrovisor: Artés de Arcos, el Paco Cosentino del siglo XX

El libro Artés de Arcos. Empresario e Inventor, responde al trabajo de Mari Carmen Amate

Artés de Arcos Marco muestra al príncipe Juan Carlos de Borbón los componentes fabricados por la firma del alhameño en el Salón Internacional.
Artés de Arcos Marco muestra al príncipe Juan Carlos de Borbón los componentes fabricados por la firma del alhameño en el Salón Internacional.

El empresario triunfador José Artés de Arcos (Alhama de Almería, 1893-1985), que tuvo una infancia difícil, se define por su inventiva, tenacidad y amor por su pueblo natal. Autodidacto con una inteligencia natural, su capacidad de trabajo innata le convirtieron en un empresario de referencia en España. Nació en el seno de una familia humilde formada por Gabriel Artés Pascual y María de Arcos, panaderos de Alhama de Almería que trabajaron en varias panaderías de la provincia. Desde su infancia compaginó el trabajo nocturno en la panadería con un interés creciente por el conocimiento de las matemáticas y de la física. Con 16 años, empujaba vagonetas cargadas de mineral incandescente recién salido de los hornos de calcinación de las minas de Lucainena de las Torres. La mecánica era su pasión; construir objetos a partir de los materiales más insospechados ocupaba todo su tiempo libre. Con 18 años, empezó a trabajar como tornero mecánico en Almería y Melilla. En esta última ciudad cursó la carrera de ingeniería industrial en el Instituto Norteamericano de Estudios a Distancia.

 

Temas relacionados
Empresas Alhama de Almería Historias de Almería

para ti

en destaque