El Retrovisor: Las Guerreras confían en la Carmen Martín para remontar

Almería va ligado a Las Guerreras, las jugadoras españolas de balonmano

La almeriense Carmen Martín.
La almeriense Carmen Martín. Reuters

Toca levantarse tras su derrota, ayer, ante Suecia (24-31) en Japón donde consiguieron plata en el Mundial de hace dos años. Tienen el peor grupo, pero en Londres también se habló del grupo de la muerte y nos engancharon totalmente.  Almería disfruta de una deportista de élite, que vive sus terceros Juegos, una profesional que inició su carrera profesional en el Club Balonmano Roquetas en 2005 y que hoy es la capitana de Las Guerreras.


Carmen Dolores Martín Berenguer, Carmen Martín, (Roquetas de Mar, 1988), una figura mundial del balonmano. Juega actualmente en el CSM Bucuresti de Rumanía, club con el que fue campeona de Europa, y tiene un palmarés de éxitos con la selección española de la que es tercera máxima goleadora de la historia por su exquisita técnica.  Para este periodista es el carácter y entusiasmo que pone en los momentos malos para levantar a sus compañeros, asociarse y derroche físico que despliega de área a área. Está catalogada como mejor extremo derecho del mundo. Siempre entra en las alineaciones ideales de la Federación Europea de Balonmano porque sigue siendo decisiva en el juego. 


La internacional roquetera viajó a Japón después de superar dos PCR negativos y la sonrisa con las que le vimos en la ceremonia de inauguración del pasado viernes y sus mensajes en redes sociales subrayaban que estaba disfrutando como una niña. Es el alma y la jefa de Las Guerreras. Recordamos que la semana pasada celebró su aterrizaje en Japón con el siguiente texto en Twitter: “TOKIOO al final no te vas a librar de mi. Gracias por el apoyo, qué pasada, que afortunada soy”.



Roquetas de Mar

Carmen Martín defiende el talento deportivo, tal como anunció cuando, junto al alcalde de Roquetas de Mar, Gabriel Amat y resto de la corporación, inauguraron el “IDM Carmen Martín” en Cortijos de Marín ante cientos de personas y su familia, gente sencilla, trabajadora y humilde, a la que este periodista tuvo oportunidad de conocer cuando en una Navidad de hace varios años le hice un reportaje para Canal Sur Televisión.  En ese momento de la inauguración con su nombre, tan emotivo de ser reconocida en tu tierra, afirmó: “Me hace muy feliz que estas instalaciones lleven mi nombre. Pero, me hace más feliz todavía que se practique mucho, mucho, deporte en ellas”.



Carmen Martín es profeta en su tierra. La Diputación le concedió la Medalla de la Provincia en 2012, Escudo de Oro de Roquetas, galardonada por LA VOZ DE ALMERÍA en 2014 y el reconocimiento del Ayuntamiento de Almería en los Premios “Día de la Mujer”. Cuando Las Guerreras vinieron a Almería, en septiembre de 2019, el Palacio de los Juegos Mediterráneos se puso en pie para aplaudirla. Vivió momentos emotivos porque en el prólogo se encontró con el gesto oportuno de la Federación Española de Balonmano que le impuso la Medalla de oro y brillantes. Un día histórico y muy emotivo, rodeada por sus padres, para una de las mejores y más completas deportistas que ha dado la provincia.


Los Juegos 'almerienses'

Carmen Martín estudia Turismo y para el futuro todavía no tiene claro donde residirá para desarrollar una nueva carrera profesional, sin perder su seña de identidad almeriense ni por supuesto el baloncesto, su vida. A Lorenzo Calonge de El País le confesó el sábado sus vaticinios para los próximos años: “Ya no eres una cría que lo quieres todo y te da igual dónde caigas. Yo estoy acabando Turismo. Lo que espero, después del balonmano, es tener un trabajo. Mi duda es dónde voy a vivir… Estos Juegos para mí son un regalo”.  El regalo es para casi toda Almería. Somos conscientes del privilegio que supone estar en unos juegos con tanta dignidad y determinación. 


El haltera almeriense David Sánchez, natural de Santa María del Águila (El Ejido), en su segunda comparecencia olímpica, tras Río, competirá pasado mañana, miércoles, a las 12.50, hora española, tal como informó Rafa Góngora en la sección de deportes. 


Los periodistas enviados especiales, también son dignos de alabar su esfuerzo para que el público o los seguidores de los distintos deportes estén bien informados. Les están ayudando la inteligencia artificial, los robots traductores, automóviles futuristas, reconocimiento facial. El periodismo y la televisión se modernizan a golpe de Juegos y Mundiales. Merece la pena estudiar la evolución desde Tokio 1964 que fueron los primeros de la historia en emitirse en directo por televisión a todo el mundo. Al margen de los grandes y veteranos comunicadores como la maestra de la narración, Paloma del Río de TVE, tengo el privilegio de contar con un amigo, el periodista andaluz del diario As, Juan Jiménez Salvadó.


Se encarga de la actualidad del baloncesto y balonmano para el diario que preside Alfredo Relaño, un asiduo de Almería como el propio Jiménez. Tiene la madurez suficiente, el privilegio de vivir sus terceros Juegos Olímpicos y llevar en su mochila el oro histórico del baloncesto español. Los enviados especiales deben seguir a rajatabla el estricto protocolo sanitario, las profesionales sanitarias que acuden a la recepción del hotel para recogerles muestras de saliva o las horas de espera. “El ambiente es un poco raro por la ausencia de público. No podemos salir de la burbuja, la Villa Olímpica, que es hotel, sede y centro de prensa. No podemos mezclarnos con la gente de Japón. En cualquier caso, somos conscientes del privilegio que supone estar aquí”, dice un veraz periodista que disfruta de Tokio 20. Su talento lo completa con las colaboraciones en Cadena SER Catalunya, Gol TV y Canal Sur. Todos los periodistas pese al ambiente frío trabajan como los deportistas para sacar lo mejor de cada uno de ellos, subrayando la cultura paritaria, buscando algo más que las notas oficiales y sobre todo narrar los récords deportivos que se batirán. Como la vida misma, habrá quienes se superarán y otros que se quedarán varados. Pero, estar en unos Juegos marca carácter para toda una vida. Nosotros lo veremos en cualquier pantalla y ya estamos observando como Tokio enseña al mundo como los Juegos ayudan a combatir la tristeza de no ver los estadios repletos por vez primera en la historia olímpica. La mítica letra de Imagine cantada, entre otros, por Alejandro Sanz, el deporte y el olimpismo hacen el mundo mucho mejor.

 

Temas relacionados
Análisis Balonmano Roquetas de Mar Juegos Olímpicos Polideportivo

para ti

en destaque