Diego Ortega: “Seguimos una filosofía basada en lo natural y la calidad”

El propietario de Pagos de Indalia ofrece las claves del éxito de su Bodega

Diego Ortega, propietario de la Bodega Pagos de Indalia.
Diego Ortega, propietario de la Bodega Pagos de Indalia. La Voz

¿Cómo se inició en el mundo del vino? ¿De dónde viene ese interés?
Ha sido toda una vida ligada al mundo del vino ya que, habiendo sido distribuidor de vinos durante 40 años, tenía la ilusión de poder crear mi proyecto vitivinícola, ligándolo a la máxima calidad. Esto, me permitiría conocer el camino real que hay que seguir para hacer desde un racimo de uva hasta un gran vino.


¿Cómo descubrió la zona, los terrenos donde posteriormente iban a plantar los viñedos?
Cuando tenía apenas 18 años, siendo de un pueblo alejado a la Alpujarra, trabajaba como comercial de un importante almacén de alimentación y bebidas. Es así como mi ruta me llevó a conocer estos pueblos alpujarreños que, con tanta historia que escondían, despertaron mi atención. Pude disfrutar de sus gentes y conocer la gran economía que en esa época existía en torno a la uva, la cual retomaríamos más tarde.


¿Cuáles son las señas de identidad o la filosofía de la bodega?
No nos caracterizamos por grandes producciones industriales, sino todo lo contrario. Apostamos por una producción muy limitada, fiel al terruño de nuestra zona y en la que cuidamos el más mínimo detalle. Nuestra filosofía está basada en la elaboración de vino con uva de alta montaña, donde siempre prima la calidad a la cantidad, tratando de guardar en cada botella todo nuestro esfuerzo y personalidad característica.




¿De qué forma vive un propietario cada cosecha?
Cada cosecha es un mundo distinto sobre el que no hay nada escrito. Por eso se vive con muchos nervios, pero a la vez ilusión por trabajar de primera mano una de las etapas más importantes en la elaboración del vino. A esto se le suman la falta de horas de sueño, las cuales siempre se ven recompensadas por los grandes frutos obtenidos.


¿Qué se necesita para elaborar un buen vino? ¿Qué es para ti lo más importante?
Siempre recordaré la siguiente frase: "De una gran uva, puede salir un buen vino. Sin embargo, de una mala uva, nunca se obtendrá un buen vino"
Y es que, lo primordial de toda bodega y de cualquier gran vino, es la uva que se esconde tras él. Por ello, en Pagos de Indalia, damos prioridad absoluta a la obtención de una uva excepcional.




Aunque imaginamos que la elección será muy difícil ¿cuál de sus vinos es el preferido?
Siempre es muy difícil elegir, ya que un vino es como un hijo. Sin embargo, si ahora mismo tuviera que elegir una botella para cenar esta noche, sería nuestro Flor De Indalia Blanco. En este vino se sintetiza el exotismo, la belleza y la elegancia del vino blanco.


¿En qué se diferencia tu bodega del resto?
Nuestra bodega rompe los esquemas de una instalación convencional. Elaboramos el vino por gravedad ya que nuestra bodega cuenta con cinco plantas para ello. De esta manera, minimizamos el uso de maquinaria industrial, elaborando cada fase del proceso vinícola en una planta distinta de nuestra bodega donde "todo cae por su propio peso". Tenemos así una filosofía basada en lo natural y la calidad.


¿De qué forma ha afectado la pandemia a la producción de la bodega?
Hemos vivido momentos complicados y de cierta incertidumbre. Sin embargo, hay que continuar mirando hacia delante, con todo lo aprendido durante este tiempo.


¿Qué evolución cree que va a vivir la bodega en los próximos años?
En los próximos años, continuaremos consolidando lo ya conseguido y tratando siempre de alcanzar la calidad máxima en todos nuestros productos, los cuales se van adaptando año tras año a un mercado cada vez más exigente sin perder nunca la filosofía que nos caracteriza.

 

Temas relacionados
Vinos de Almería Vino Padules

para ti

en destaque