Canjáyar

Un seguro de vida para las uvas almerienses

Más de 500 personas recogen en Canjáyar parras repartidas por el GEM y la Diputación

Éxito de participación en la jornada donde se entregaron 1.200 parras.
Éxito de participación en la jornada donde se entregaron 1.200 parras.

De nuevo un éxito de participación en la jornada de Reparto de Parras de Variedades Históricas de uva de mesa de Almería. Más de 500 personas llegadas desde todos los rincones de la provincia y de otras como Granada, Murcia, Albacete, Ciudad Real o Valencia, se dieron cita en la Plaza del Parralero de Canjáyar para recoger plantones de veinte variedades que ofrece cada año, desde hace ya trece, el Grupo Ecologista Mediterráneo.


Como afirmaba Antonio Rubio Casanova, responsable de la campaña Biodiversidad Domesticada, que desarrolla el GEM desde hace casi veinte años, el reparto de ayer, y la concurrencia de esas más de 500 personas, “es como sacar un seguro de vida para las uvas genuinamente almerienses, unas variedades que han mantenido la economía de la provincia durante siglos y han dado de comer a muchas generaciones de almerienses”.


Ayer se ponían a disposición de los que quisieron acercarse para hacerse con ejemplares de esas parras un total de 20 variedades diferentes, desde las tradicionales uva de Ohanes (o del Barco) a la uva de Cuerno, pasando por la Rosada de Rágol, la Moscatel Moruna, la Albilla Real o la Molinera. En todos los casos especies almerienses, documentadas a lo largo de los siglos, y que estaban en peligro de desaparición por el empuje de las uvas importadas.


Más de 15.000



Esas 1.200 parras de uvas almerienses que se entregaron a los que se acercaron a por ellas, se suman a las alrededor de 15.000 que se han repartido hasta ahora gracias al trabajo de rescate y de reproducción realizado por el Grupo Ecologista Mediterráneo. 


Un volumen de material biológico que se ha ido plantando en estos últimos años en diferentes enclaves de la provincia y que incluso ha saltado las fronteras provinciales gracias al interés de muchos demandantes de estas variedades únicas en zonas como Cataluña, Baleares, Valencia, Castilla La Mancha e incluso varios países latinoamericanos.


Esas más de 15.000 parras se convierten así en un enorme banco genético, “con la ventaja de que la mayor parte de esas parras vuelven a estar presentes en zonas tan tradicionales del paisaje parralero de la provincia como los valles del Andarax, Nacimiento o Almanzora”, indican desde el GEM.


El reparto de ayer dio protagonismo a la campaña de rescate de las variedades históricas de uva de Almería, y contó con el apoyo incondicional de la Diputación Provincial de Almería y del Ayuntamiento de Canjáyar, localidad que fuera epicentro de la industria uvera almeriense. El diputado de Agricultura, Antonio Jesús Rodríguez, alabó la acción del grupo ecologista y destacó la importancia de una labor que supone “recuperar la memoria de unas uvas y unos cultivos que forman parte de la cultura almeriense, de la vida misma de la provincia”.


Éxito de participación

Para el GEM, el éxito de participación, que se ha repetido a lo largo de los años desde el inicio de este reparto, supone una enorme satisfacción “porque esto es algo de los almerienses, de todos los almerienses, desde los parraleros, que son realmente los protagonistas porque gracias a su esfuerzo se han mantenido vivas estas variedades, hasta instituciones como la Diputación, que apuestan por mantener nuestras tradicionales y nuestra biodiversidad y, por supuesto, tantos miles de personas como han pasado en estos años para retirar sus parras preferidas y darles vida; a todos ellos hemos de agradecerles el esfuerzo y el compromiso por mantener viva la memoria genética y biológica que nos ofrece una provincia como la de Almería”.


De esa forma, el GEM considera que “cada una de las personas que está colaborando en la campaña recogiendo, plantando y cuidando las parras, se convierte en un agente para la defensa de la biodiversidad en la provincia”. La suma de variedades entregadas en los trece años de reparto de parras garantiza, de alguna manera, la supervivencia de todas y cada una de estas variedades que, en un total cercano a las ochenta, han sido salvadas ya de la desaparición.

 

más leídas

últimas de Provincia

Las noticias que debes conocer a primera hora en tu bandeja de entrada

destacadas La Voz de Almería