Vestigios del franquismo en ocho pueblos almerienses

Calles en Alcóntar, Benizalón, Huércal, Las Tres Villas, Laujar, Líjar, Sorbas y Tíjola

Calle José Antonio en Huércal de Almería.
Calle José Antonio en Huércal de Almería. La Voz

El Ministerio de Justicia, a través de la Dirección General para la Memoria Histórica, con el almeriense Fernando Martínez al frente, ha solicitado a ocho ayuntamientos almerienses que eliminen los vestigios del franquismo que todavía puedan quedar en espacios públicos de sus respectivos municipios, en cumplimiento de la conocida como Ley de Memoria Histórica.


La carta con la firma de Martínez López ha sido enviada a los consistorios de Alcóntar, Benizalón, Huércal de Almería, Las Tres Villas, Laujar de Andarax, Líjar, Sorbas y Tíjola.


En este último caso, el alcalde de esa localidad, Mario Padilla, ya corrigió al Senado y señaló que el nombre de ‘José Antonio’ que lleva una avenida es en recuerdo del propietario de una gasolinera, y nada tiene que ver con José Antonio Primo de Rivera, fundador de Falange Española.



El informe de la Dirección General para la Memoria Histórica está basado en datos del Instituto Nacional de Estadística (INE) con figuras del franquismo que dan nombre todavía a 1.171 calles y plazas, 10 de ellas en la provincia de Almería.

Calle José Antonio en el municipio de Tíjola.
Calle José Antonio en el municipio de Tíjola.La Voz


En concreto, Calvo Sotelo tiene calle en Laujar de Andarax y plaza en Sorbas; mientras que con el nombre de José Antonio aparecen calles en Benizalón, Huércal de Almería y Laujar de Andarax. Hay una plaza en Líjar con el nombre de José Antonio y la citada avenida de Tíjola, pero con un José Antonio distinto a Primo de Rivera.



Calle Calvo Sotelo en Sorbas.
Calle Calvo Sotelo en Sorbas.La Voz


En Escúllar (Las Tres Villas) figura una calle que se llama Generalísimo y otra que lleva por nombre el del general Queipo de Llano.


Además, en el municipio de Alcóntar hay una placa en una calle con el nombre de General Mola.

La Dirección General para la Memoria Histórica ha aclarado que en modo alguno el contenido de la carta es “imperativo” para los alcaldes o alcaldesas. Se han enviado misivas a un total de 637 municipios españoles.


En su carta, Fernando Martínez solicita certificación sobre “la no existencia de simbología de exaltación en su municipio” y, en caso de que la hubiera, “proceda a dar cumplimiento a la Ley 52/2007, elaborando el catálogo de vestigios municipal, con su inmediata retirada de los escudos, insignias, placas y otros objetos o menciones conmemorativas de exaltación de la sublevación militar y represión de la dictadura”.


El director recuerda en su carta que la sentencia de la Sala del Tribunal Supremo del 7 de junio de 2013 estableció que “el artículo 15 de la Ley de Memoria Histórica impone a todas las Administraciones Públicas adoptar las medidas oportunas para que se proceda a la retirada de aquellos monumentos conmemorativos que supongan una exaltación de la Guerra Civil, con el objeto de dar cumplimiento al espíritu de reconciliación y concordia que permitió el alumbramiento de la Constitución de 1978”.

más leídas

últimas de Provincia

newsletter

Las noticias que debes conocer a primera hora en tu bandeja de entrada

destacadas La Voz de Almería

Utilizamos cookies propias y de terceros para el correcto funcionamiento de la web y analizar el tráfico. Si continúas navegando consideramos que aceptas su uso. Obtener más información.