“¡Ha vuelto con bigote!”: el ‘calvo de la Lotería’ regresa a la tele por Navidad

El famoso actor protagoniza una campaña publicitaria con un relevante cambio capilar

El sueño de miles de telespectadores españoles se ha visto, al fin, cumplido: el 'calvo de la Lotería' ha regresado a la televisión por Navidad. Fue hace 14 años cuando el enigmático personaje encarnado por el actor Clive Arrindel desapareció de nuestras vidas y, desde entonces, nada ha sido igual en el singular universo publicitario navideño.


No obstante, Arrindel ha vuelto con un golpe de efecto inesperado: llega con un relevante cambio capilar y protagonizando un anuncio de otra marca que ha sabido hacer la que, probablemente, será la campaña navideña más popular de esta Navidad.


Arrindel no ha ido a Turquía para dejar de ser el 'calvo de la Lotería'. Sigue luciendo una brillante y pelona cabeza. Sin embargo, ha aparecido en la pequeña pantalla con un bigotazo que ya lo hubiera querido para sí mismo Burt Reynolds. Y todo, por la propia campaña.


No en vano, Arrindel deja de soplar suerte lotera ante las cámaras para pasar a anunciar langostinos de Pescanova. De bigotes va la cosa, al fin y al cabo.


De lo que no se despega el 'calvo de la Lotería' es de su rol enigmático. En el anuncio, que ha causado furor en las redes sociales ("¡Ha vuelto con bigote!", podía leerse esta misma mañana en la cuenta de Twitter de la periodista Ana Belén Roy), Arrindel va provocando cambios sobrenaturales a su alrededor: allá por donde pasa, basta con que se atuse un poco el mostacho para que aparezca una bandeja de langostinos. Inquietante.



Además, Pescanova y los responsables de su campaña navideña no se han andado con medias tintas: han imitado la estética de aquellos anuncios de la Lotería de Navidad que se convirtieron en una auténtica adicción para los telespectadores. Imágenes en blanco y negro, la misma sintonía y magia navideña. Todo ello, precisamente en un año en el que el tradicional anuncio de Loterías y Apuestas del Estado ha pasado sin pena ni gloria.


Arrindel protagonizó el anuncio de la Lotería de navidad entre 1998 y 2005. Tras 14 años de sequía, ha vuelto con una bandeja de langostinos debajo del brazo y convirtiendo la suerte en marisco, en lugar de un número premiado. "La Navidad es mejor con bigote", reza el eslogan de la campaña. Lo que queda claro, en cualquier caso, es que la Navidad es más Navidad si está presente el 'calvo de la Lotería'. Gracias por volver.

 

más leídas

últimas de Navidad 2019

Las noticias que debes conocer a primera hora en tu bandeja de entrada

destacadas La Voz de Almería