La joya de la corona almeriense

Con sus 460 kilómetros cuadrados de extensión, Cabo de Gata es un paraje único

Las Salinas de Cabo de Gata, una de sus postales más características.
Las Salinas de Cabo de Gata, una de sus postales más características. La Voz

La provincia de Almería cuenta con entornos naturales únicos, que enamoran al visitante y cuya variedad encandila a cualquiera que los visita, pero, sin duda, el Parque Natural Cabo de Gata-Níjar es la joya de la corona. Con sus 460 kilómetros cuadrados de extensión, este enclave salvaje y árido traslada a los visitantes a un mundo libre de preocupaciones, estrés, ajetreo y horarios. Sus playas vírgenes, sus senderos infinitos y su vegetación tan peculiar invitan a quienes se adentran en él a perderse en cualquiera de sus recovecos.


Uno de los aspectos que más llama la atención del Parque Natural Cabo de Gata-Níjar ha sido su capacidad para mantenerse intacto en el tiempo. El esfuerzo de las administraciones y el empeño de los almerienses han logrado evitar la masificación y, por tanto, la destrucción de esta joya natural única en Europa, y eso es algo que sigue atrayendo cada año a miles de turistas.


Pero el Parque Natural Cabo de Gata-Níjar es mucho más que playas de aguas cristalinas y calas escondidas, y es que este enclave cuenta con rutas y senderos que permiten a quienes los recorren descubrir a pie cada uno de sus rincones, sin olvidar los espectaculares fondos marinos que son Reserva de la Biosfera y que son idóneos para la práctica del buceo.  


En este especial de LA VOZ se hará un recorrido por este espectacular paraje de la provincia y de todas las actividades que se pueden llevar a cabo en él. El verano es la época idónea para disfrutar del Parque Natural Cabo de Gata-Níjar.


 

más leídas

últimas de Especial Parque Natural

Las noticias que debes conocer a primera hora en tu bandeja de entrada

destacadas La Voz de Almería