Nevo o cómo industrializar el mundo de la construcción

Restaurante modular, uno de los trabajos de Nevo.
Restaurante modular, uno de los trabajos de Nevo. La Voz

Bruno Ordaz, ingeniero industrial y emprendedor nato, creó Nevo hace apenas tres años con el objetivo de industrializar el mundo de la construcción y darle otro enfoque.


“Pensé que se podía hacer construcción pero de otra forma. Por ejemplo, prefabricándola”, nos cuenta Bruno, el fundador de la empresa.


La firma se dedica fundamentalmente a tres áreas. En el área de construcción su actividad está orientada principalmente a kioskos y suelo urbano para la administración pública. Por su parte, el área comercial está destinada a kioskos y construcción prefabricada de comercios. Por otro lado, el área residencial se centra en la construcción aplicada a viviendas, gimnasios, invernaderos, etc.


“Decidí emprender por vocación. He trabajado muchos años para una empresa familiar de arquitectura e ingeniería y me he formado dentro de la empresa. Como ingeniero, pensé en optimizar diferentes procesos e industrializar la construcción”, señala Bruno.


Innovación

El fundador de Nevo quería readaptar el proceso tradicional de la construcción y darle un enfoque industrial, en el que la calidad se fabricara en el taller. Se trata sin lugar a dudas de una construcción diferente que no es la que estamos acostumbrados a ver.

Por su parte, la empresa está dentro de un proyecto paralelo en el espacio de El Cable. Se trata de un kiosko inteligente fotovoltaico que ofrece una serie de servicios como por ejemplo la carga de diferentes dispositivos.


La empresa se dedica fundamentalmente a tres áreas, concretamente a tres gamas de construcción (Business, Urban y Habitat).

La primera gama va dirigida a empresas que quieren disponer de espacios únicos y apropiados para desarrollar su actividad. La empresa trabaja principalmente para bares y restaurantes, tiendas y pop up stores y puestos desmontables y móviles para diferentes eventos.


La gama Urban la componen módulos cuya característica principal es el diseño cuidado al detalle y las últimas tecnologías y eficiencia energética. El objetivo es ofrecer al ciudadano y la administración pública todo tipo de servicios. Se trata de kioskos en zonas urbanas y playas, aseos, marquesinas y todo tipo de mobiliario.


Por último, Bruno nos habla de la gama Habitat, diseñada para ofrecer soluciones de descanso, salud y ocio a los profesionales del sector turístico que desean dar otro enfoque a sus instalaciones. Un ejemplo de ello son las casas, suits y equipamientos para este tipo de espacios.


Sin duda, se trata de un proyecto innovador que apuesta por un modelo tecnológico avanzado. Bruno nos ha demostrado que quien tiene una buena idea tiene un tesoro. Y se ha hecho realidad.


 

más leídas

últimas de Emprendedores

Las noticias que debes conocer a primera hora en tu bandeja de entrada

destacadas La Voz de Almería