Vinos, tomates y jamón de la provincia ya llevan la denominación de origen

La Junta reconoce su calidad y le otorga la certificación Indicación Geográfica Protegida

El Jamón de Serón dispone de denominación protegida.
El Jamón de Serón dispone de denominación protegida. La Voz

Aunque poco a poco, los productos almerienses se van abriendo camino en el segmento de las denominaciones de origen protegidas, figuras que destacan las propiedades y las singularidades de alimentos y bebidas vinculados con el territorio.


Según el último informe dado a conocer por la Consejería de Agricultura, Ganadería, Pesca y Desarrollo Sostenible la provincia cuenta en estos momentos con ocho de estas certificaciones, que tienen la particularidad de ser figuras de calidad reconocidas e impulsadas desde la Unión Europea, que se encarga de ratificar la existencia de las condiciones específicas que los convierten en alimentos diferentes a los del resto del sector agroalimentario de la comunidad.


Denominaciones



El sector que mayor número de estas certificaciones, que en la provincia son Indicaciones Geográficas Protegidas, es el del vino; hasta cinco zonas almerienses cuentan con ese distintivo: se trata de las IGP Laujar-Alpujarra, Ribera del Andarax, Sierras de las Estancias y Filabres, Desierto de Almería y Norte de Almería.


Se trata de zonas con una gran tradición vitivinícola de la que salen cada año caldos de alta calidad, tanto en blancos como en tintos, vinos que han ido ganando prestigio y reforzando su imagen de calidad para estar a la altura de denominaciones de origen históricas en Andalucía y en el conjunto del país.



Alimentos

Junto con los vinos, otros alimentos se han sumado a las indicaciones geográficas protegidas, entre ellos la IGP Tomate La Cañada, promovida por varias empresas hortofrutícolas de la zona de Almería y Níjar que estacan por sus producciones de alta calidad y amplio reconocimiento en los mercados.


La séptima IGP es la que reconoce la singularidad y la calidad del Jamón de Serón, un producto de larga tradición en la zona, donde existen numerosas empresas que gestionan secaderos ubicados en la Sierra de Los Filabres. El listado lo conforma un producto como el Cordero Segureño, que en este caso no tiene una delimitación geográfica tan concreta ya que su producción se extiende a Almería (zona norte), Granada y Murcia.


Actualmente se trabaja para conseguir que otro producto clásico como el pulpo seco de Adra se incorpore a estas denominaciones.

 

Temas relacionados
Junta de Andalucía Vino Vinos de Almería Alimentación Serón Adra

para ti

en destaque