Del Pirineo al Desierto de Almería: nace la primera empresa de cactus online

Isaac Sanabria es el emprendedor que envía esta planta de moda a cualquier parte

Isaac Sanabria con un cultivo de crasa en Cabo de Gata.
Isaac Sanabria con un cultivo de crasa en Cabo de Gata.

Isaac Sanabria García, nacido en el Pirineo catalán a muchos grados bajo cero pero de madre almeriense, acaba de montar la primera empresa de la provincia especializada en venta online de cactus, crasas y otras especies más. A esta dedicación vocacional ha llegado, tras una infancia entre trineos y muchas vueltas a la vida, por su cariño a las plantas más desnudas y desheredadas de la tierra.


Cactus Almeraya acaba de iniciar su actividad con los primeros envíos a Jaén, a Elche y a Madrid de cactus criados en viveros del corazón del Cabo de Gata.


Divide su actividad económica en varias líneas de negocio, ofreciendo un diverso catálogo de productos y aportando consejos, como un padre Mundina a la almeriense, para el cultivo de la planta, incluido un asesoramiento técnico personalizado en función de la zona de destino del producto. Del mismo modo, próximamente ofrecerá una línea de eventos y talleres para quienes quieran adquirir conocimientos agronómicos en el manejo de cactus y crasas. 



La empresa cuenta con una delegación en Las Negras, colabora con otras empresas de la provincia de Almería y de ámbito nacional y con proyectos de entrada en el mercado europeo comenzando con Francia al tener ya relaciones comerciales desde hace años con este país vecino.


Isaac nació hace 38 años debajo de Andorra, pero cuando cumplió los 20 se avecindó en la provincia de su madre, una nijareña que nació y creció en la Cala San Pedro, cuando ese paraje era una aldea y estaba animado por 80 familias y tenía cuartel y castillo, cuando la vecina playa de Las Negras estaba mucho menos habitada. 



Abrió un bar en Las Negras, el Puerto Escondido, y con la crisis se marchó a trabajar en la vendimia a Burdeos, donde se hace uno de los mejores vinos del mundo desde Napoleón. 


Volvió a Almería para seguir ligado a la tierra y ahora trabaja también en un vivero de Níjar y como jardinero.  Asegura que el cactus está cada vez más de moda en toda España, a pesar de sus pinchos, a pesar de su sencillez, “pero es lo mejor que hay, dicen, para las radiaciones y hasta para combatir el mal de ojo”, asegura Isaac, el mejor amigo de los cactus.


 

Temas relacionados
Desierto de Tabernas Emprendedores Innovación Níjar Las Negras

para ti

en destaque