Agrupapulpí vende la mayoría de su capital al fondo de inversión Magnum

La compañía hortícola gana así poder financiero para poder ampliar superficie y variedades

Campo de cultivo de lechugas de Agrupapulpí.
Campo de cultivo de lechugas de Agrupapulpí.

Agrupapulpí, una de las principales empresas hortofrutícolas del Levante almeriense, ha vendido una parte del capital social al fondo de inversión Magnum, según el portal financiero Alimarket. La operación, que ha cuajado ahora tras un dilatado proceso de negociación, supone para la compañía almerienses ganar en poder financiero para afrontar nuevas inversiones en productos y mercados. El precio del paquete accionarial que ha pagado Magnum, no ha trascendido. 


La compañía, que es social de Proexport en Murcia y de Coexphal en Almería, está especializada en la producción de sandía y de lechuga iceberg y por ella se han interesado en los últimos meses varios grupos inversores. 


 La empresa pulpileña comercializa 80 millones de piezas de lechuga y más de 50 millones de sandía al año. Cuenta con una plantilla que integran más de 1.200 trabajadores y más de 14.000 metros de centros de envasado. En la actualidad, Agrupapulpí cuenta con más de 2.300 hectáreas en plena producción entre Murcia, Almería y Granada. 


Fue fundada en 1981 y su facturación anual supera los 60 millones de euros. Para la operación, los socios de Agrupapulpí han contado con el equipo de Bankinter y con el asesoramiento legal y fiscal de Garrigues. Magnum ha estado asesorado por Herbert Smith y la coordinación de la operación ha recaído en el BBVA.


Ojos en el sector El fondo Magnum Industrial Capital Partners, liderado por Ángel Corcóstegui, que fue consejero delegado y vicepresidente del Banco de Santander (capitaneó, entre otros proyectos, la fusión con el banco Central Hispano) ha puesto sus ojos en este sector, tanto en el caso de Agrupapulpí como en el de otras empresas del sector, en la provincia de Almería y en la vecina Murcia.


Este tipo de operaciones están siendo seguidas con interés por parte del propio sector hortofrutícola almeriense y por las entidades financieras que están presente en la agricultura y en las empresas agroalimentarias de la provincia. 


Los fondos de capital riesgo por su parte buscan lo que los economistas califican como ‘activos alternativos’ ante la escasa rentabilidad que ofrecen los productos de inversión tradicionales, lastrados por unos tipos de interés que cotizan a la baja.


Inversión estratégica Para Magnum se trata de una inversión estratégica interesante en una empresa que está considerada como uno de los primeros productores españoles de hortalizas de hoja, sobre todo lechuga.


El pasado mes de marzo, distintas publicaciones  especializadas ya se hacían eco del interés mostrado por inversores financieros en entrar en el capital de Agrupapulpí.


 

más leídas

últimas de Economía

Las noticias que debes conocer a primera hora en tu bandeja de entrada

destacadas La Voz de Almería