La Policía Nacional reduce las acusaciones a un unico menor y dice que intentó apagar las llamas

El detenido tiene 17 años y, según la versión oficial, prendió fuego a un sofá y luego trató de apagar las llamas

La Policía Nacional acota la investigación sobre las muertes de tres jóvenes en una cueva de La Molineta la noche del lunes. Los agentes reducen las imputaciones a un único menor, un chico de 17 años de edad detenido minutos después del incendio por agentes de la Policía Local.


Según la versión oficial de la Comisaría Provincial de Almería, el detenido prendió fuego presuntamente a un sofá en la entrada de la cueva y, al ver la rápida propagación de las llamas, trató de apagarlo. Sin embargo, la zona está repleta de muebles viejos, colchones y plásticos y el fuego se extendió rápidamente. Los tres jóvenes quedaron atrapados en el interior de la cavidad, convertida en una chimenea.


Los resultados de los análisis del Instituto de Medicina Legal de Almería han confirmado ya la identidad de los fallecidos. Son Alejandro P. de 21 años y dos chicas de 14 y 12 años. Las familias conocieron la noticia a partir de las 22 horas cuando la Policía Judicial trataba de reconstruir el trágico episodio.


Según los primeros testimonios recogidos en La Molineta, los chicos acudían con frecuencia a la zona, ponían música y bebían alcohol. Era un punto de encuentro. La cueva estaba cubierta por unas planchas de chapa, retiradas la noche del lunes por los miembros del Parque de Bomberos de Almería en su intento de sofocar el incendio. No sabían, entonces, que tres jóvenes estaban encerrados en el interior.


 

más leídas

últimas de Almería

Las noticias que debes conocer a primera hora en tu bandeja de entrada

destacadas La Voz de Almería