A Javier Aureliano le ha salvado la dura derrota sufrida por el PSOE

Se jugaba mucho el dirigente del PP y vice de la Diputación. Las encuestas no eran nada buenas para sus intereses futuros en la política y, sólo tenía a favor el trabajo que ha venido realizando el PSOE con Almería desde esa Sevilla política que tanto nos quería. Ha ganado el PP las elecciones en la provincia, cierto, y contentos estaban la noche del domingo, pero lo ha hecho perdiendo más de 30.000 votos, que se dice pronto, y no debe olvidar el señor García que él ha sido el hombre de la campaña, él impuso la lista y se hacía responsable de los resultados. Le ha salvado la hecatombe del PSOE de José Luis Sánchez Teruel. Javier Aureliano pierde un escaño, su única ventaja es que Teruel pierde dos. Esos más de 30.000 votos perdidos por el PP hay que añadirlos al macuto político de don Javier, y todo apunta a que a partir de ahora no va a tener la excusa de un PSOE que se olvida de las necesidades de esta provincia, por lo que los populares tendrán que buscar un nuevo discurso que poner ante los parroquianos. El victimismo almeriense que han sabido trabajar muy bien en estos años se les acaba, ya no van a tener a una Junta y a un PSOE como cabezas limitantes del desarrollo de la provincia. Ahora vamos a conocer de verdad al PP y a su política andaluza de cara a Almería. Y si la política nacional que nos ha venido ofreciendo el PP tiene cada vez menos seguidores por estos lares, ya veremos lo que nos ofrece el pPP a la andaluza. Mientras esa política se abre paso, si es que al final Juan Manuel Moreno consigue la presidencia, don Javier debe empezar a pensar en los miles de votos perdidos, demasiados de cara a unas municipales y necesarios para ratificarse él en el cargo al que aspira, que no es otro que la presidencia de la Diputación Provincial. 

Que puñetera es a veces esta política, pierdes miles de votos, un escaño y aun así te sientes vencedor. Es que hubo otro que perdió más (Teruel) y eso te salva de que los compañeros te pidan la dimisión. Pero no te salva de la responsabilidad de esos votos que se han marchado del PP, miles, y de ese escaño que se ha perdido. Dentro de unos meses los populares se enfrentan a las locales y, o restañan las grietas por donde se han perdido los votos o tendrán la victoria cada vez más lejana. A los pactos.


Utilizamos cookies propias y de terceros para el correcto funcionamiento de la web y analizar el tráfico. Si continúas navegando consideramos que aceptas su uso. Obtener más información.