Rafa Nadal ayuda tras la catástrofe en Sant Llorenç

Se unió a los vecinos tras las inundaciones

Rafa Nadal limpiando el lodo de un taller.
Rafa Nadal limpiando el lodo de un taller. Agencias

El tenista Rafael Nadal se ha puesto unas botas de agua y se ha unido a los vecinos de Sant Llorenç des Cardassar en las tareas de limpieza tras las lluvias torrenciales que han arrasado casas, coches y calles de este municipio al este de la isla de Mallorca. La tromba en Sant Llorenç, el municipio más afectado, a unos 60 kilómetros de Palma, ha dejado hasta el momento diez personas fallecidas, un niño desaparecido, tres heridos y más de 200 vecinos desalojados.


Las cámaras han grabado al deportista mallorquín junto a otros voluntarios entrando en un taller mecánico anegado por el agua y el barro. El tenista, guantes y cepillo en mano, se ha dedicado a achicar el agua y el lodo del local.


Tras las inundaciones, Nadal ya había ofrecido las instalaciones de su centro deportivo en Manacor a los vecinos. "Tal y como hicimos ayer, volvemos a ofrecer hoy las habitaciones del Rafa Nadal Sport Centre y de la Rafa Nadal Academy para todos los afectados que necesiten alojamiento", ha comunicado el jugador en sus redes sociales. El centro alojó la noche del martes a cerca de cincuenta personas, que acudieron tras las intensas lluvias y el desbordamiento del torrente de Sant Llorenç.


En tenista, vecino de Porto Cristo, a once kilómetros de Sant Llorenç, ha mostrado sus condolencias a los damnificados por las riadas. "Hoy es un día triste. Nuestras más sinceras condolencias a los familiares de los fallecidos por las graves inundaciones de Sant Llorenç", ha escrito en sus redes sociales.

Utilizamos cookies propias y de terceros para el correcto funcionamiento de la web y analizar el tráfico. Si continúas navegando consideramos que aceptas su uso. Obtener más información.