“No estamos hundidos”

Álvaro Giménez, en el Carrusel Deportivo

“No estamos hundidos”
  • En una jugada del partido en el Estadio Mediterráneo ante el Tenerife.
  • Juan Sánchez
  • Carlos Miralles
  • 09.09.2018

Álvaro Giménez se quitó en Pamplona un peso de encima, ya que abrió su cuenta goleadora en el Almería. El tanto no sirvió para puntuar en El Sadar, pero el delantero quiso ver un rayo de luz en la derrota hablando claro en el Carrusel Deportivo. Entiende que Osasuna fue el dueño en el inicio de la segunda mitad, cuando el resultado era 1-1, y no pudieron frenar sus llegadas: “A raíz del empate teníamos el partido donde queríamos, pero en la segunda parte Osasuna nos ganó todas y son justos vencedores”. Con muy poco caudal ofensivo los rivales hacen daño al Almería, y Osasuna no quiso ser menos. Para Giménez, cada derrota tiene su explicación y tratarán de encontrarla antes de la Copa y, especialmente, del choque del domingo ante el Zaragoza: “Hicieron su trabajo, con su afición, y no estuvimos como debíamos estar. Nos toca reflexionar”.


Las caras de los futbolistas en la zona mixta de Pamplona reflejaban la lógica preocupación por no haber ganado todavía, aunque a su vez nadie se baja del barco. Para una plantilla renovada, con jugadores que acaban de dar el salto al fútbol profesional, un marcador favorable confirmaría el trabajo y espantaría cualquier tipo de fantasma o duda en el ambiente: “Cuando llegue la primera victoria cambiará todo, porque venimos trabajando bien, pero hay que olvidarse de la derrota y pensar también en la Copa del Rey”.


Con suspense y polémica marcó Álvaro Giménez su primer tanto con el Almería. Fue en el minuto 15 tras centro de José Corpas; primero lo intentó con la cabeza, pero detuvo Rubén Martínez, aunque en el rechace sí logró meter el balón en la red entre las protestas de Osasuna, que pedía mano del atacante rojiblanco. El ex del Alcorcón explicó en la SER la jugada: “Contento con el gol, porque siempre te sube la moral, pero lástima que no sirvió para puntuar. No le doy intencionadamente con la mano”.


Hay derrotas que sirven como punto de inflexión y el Almería necesita seguir nadando hasta alcanzar la orilla. No son la mejor plantilla de Segunda, y tienen que suplir las carencias a base de juego colectivo y esfuerzo individual: “No estamos hundidos, ni mucho menos, porque queda campeonato, pero sí tocados porque queremos ganar ya el primer partido”.

No duda de que el vestuario seguirá siendo la piedra angular de este proyecto. Los jugadores creen en el sistema que se lleva a cabo en los partidos, pero siempre los famosos “pequeños detalles” desequilibran la balanza en su contra: “Siempre hemos sido un equipo y lo seguiremos siendo hasta el final. Queremos arropar al compañero y se notará con resultados”.

newsletter


  • BOLETÍN
    DE NOTICIAS
    Las noticias que debes conocer a primera hora en tu bandeja de entrada RECIBIR
    • BOLETÍN
      DE NOTICIAS
    • Las noticias que debes conocer a primera hora en tu bandeja de entrada

    • RECIBIR