“Con el estudio de flamenco y voz aporto mis conocimientos”

Además de cantaora, María José Pérez es logopeda y está diplomada por la Universidad de Granada

La cantaora almeriense María José Pérez.
La cantaora almeriense María José Pérez. La Voz

La prestigiosa almeriense María José Pérez, además de cantaora flamenca, es diplomada en Logopedia por la Universidad de Granada, y maestra en Audición y Lenguaje. En el año 2015 logró la Lámpara Minera de La Unión, cosechando un importantísimo reconocimiento.


¿Cómo está llevando laboralmente María José Pérez este tiempo de pandemia? 

Gracias a mis facetas de maestra y logopeda estoy llevándolo bien. Como cantaora, estoy teniendo actuaciones pero a cuenta gotas. Muy pocas y con las actuaciones que tengo programadas, esperando se lleven a cabo. Se proponen y organizan pero muchas se están anulando o aplazando por la actuación situación que vivimos. Estamos viviendo un momento muy complicado en el mundo cultural. 



¿Subir en este momento sobre el escenario tiene que ser emocionante? 

Subirte en esta situación sobre el escenario supone que se te dispare la adrenalina. Primero, por darlo todo, y segundo porque se que esta ocasión se repita más veces y que me quede rescoldo para poder seguir la llama viva del calor que he tenido con el público. Donde yo me siento feliz es encima de un escenario. 



¿Cuántos son los discos en solitario de María José Pérez? 

En solitario he sacado dos discos, Cante Flamenco, en 2008; y Trazos, en 2018. En la actualidad tengo un proyecto para un nuevo trabajo discográfico. Esperaremos a que mejore la actual situación de crisis sanitaria que vivimos. Sacar un disco a un buen nivel es muy complicado, duro y costoso. Tienes que promocionar mucho, poniendo mucho esfuerzo, tiempo y dinero, sacando resultado. Por ese motivo es muy difícil ahora mismo sacar un proyecto discográfico a un nivel aceptable. Pero puedo adelantaros que el proyecto está en camino.


¿De todos los palos del cante flamenco, cuáles les gusta más o le llega más al alma? 

Los cantes de mi tierra, Almería, los Cantes de Levante, son personal míos pero eso no quiere decir que no gusten o me sienta cómoda cantando por Soleá o Alegría, entre otros. 


¿Otra de sus facetas profesionales es la que realiza como profesora en la Fundación Cristiana Heeren? 

En la Fundación Cristina Heeren soy profesora de técnica vocal, de estilo flamenco y coordinadora del área de cante flamenco. Mi contrato en la Fundación concluye este próximo mes de febrero.


¿Este cambio le ha provocado lanzarse a un nuevo proyecto profesional? 

Pretendo acercar el flamenco a todo el público, que sea experimentado o con un nivel inicial, voy a acercar el flamenco a cualquier tipo de voz, aportando a nivel técnico unas estrategias para que saquen rendimiento a su voz y a nivel melódico, aportarles estilos flamencos para que aprendan a cantarlos. 


¿Cómo surgió este Estudio de Flamenco y Voz? 

Han sido varios los motivos. Uno de ellos es la necesidad de seguir trabajando, ya que la actual situación nos tiene medio parados a todos los artistas y por otro lado, para seguir aportando a la sociedad de toda España y amantes del flamenco los conocimientos que tengo de mi campo.


¿En la actualidad reside en Sevilla? 

Sí, hace cuatro años trasladé mi residencia de Cádiz a Sevilla, pero a Almería, a disfrutar de mi familia y amigos, voy cada vez que puedo.


Mi última visita a mi tierra fue en Navidad. Aunque no pudimos estar todos reunidos a la vez, tuvo ocasión de ver y disfrutar de mis hermanas, mis padres, sobrinos y cuñados.


¿Sus últimas actuaciones cuáles han sido? 

El pasado mes de diciembre participé en el Festival Rendibú, de Murcia. Es un festival de música del mundo, sobre todo tecno y bailes. Esta actuación fue el día 4 de diciembre y el día 19 de ese mismo mes actué en la Peña Flamenca de Huelva, con un circuito flamenco organizado por la Junta de Andalucía y la Confederación de Peñas Flamencas de Andalucía. Fue la primera vez que actué en la Peña Flamenca onubense y disfruté muchísimo con el público. 


¿Cuáles han sido para María José Pérez su referente flamenco? 

Comencé a aprender de artistas de la tierra como Luis El de la Venta. Iba casi a diario a la Peña Flamenca Antonio de Torres,  yo estaba allí escuchándolo y aprendiendo de él. Pero mi primer maestro fue Andrés Ramón. Él me ponía todos los cantes. Pepe Sorroche y Antonio García ‘Niño de las Cuevas’ también han sido mi referente. Para mí, Pepe Sorroche siempre me ha aportado mucho. Ahora tengo un alumno que me dijo que estuvo en el Real Conservatorio de Almería, trabajando, y me habló de Pepe Sorroche. Se me llena el alma de gozo que lo conozcan gente fuera de Almería porque es un pedazo de artista. De esa fuente hay que aprender mucho. 


Fuera de la gente de la tierra, mis referentes son Antonio Mairena, Vallejo, Chacón y la Niña de los Peines


¿Esperanzada con este año de 2021? 

Sí, me siento muy ilusionada con este curso de Estudio de Flamenco y Voz, trabajar con el posible nuevo disco y que podamos cantar dentro de una normalidad.


¿Cómo ve el flamenco en Almería? 

En Almería, al igual que en el resto de España, está saliendo mucha gente joven, que lo está haciendo muy bien. Quiero destacar que Almería es una ciudad que apoya a sus artistas. Contamos con el reconocimiento del Ayuntamiento de Almería así como de la Diputación Provincia.  Organizan eventos para que la gente de la tierra trabaje y se de a conocer. La provincia de Almería es una de las más luchadores por el arte del flamenco. 


¿El cantaor flamenco deja de aprender? 

El cantaor no deja de aprender nunca. Esto es morir aprendiendo, tanto estilos nuevos como a nivel vocal.

 

Temas relacionados
Flamenco

para ti

en destaque