“Almería está presente en los diseños aunque no usemos los símbolos clásicos”

Entrevista al diseñador de la firma Cabodevenus y responsable de casting de figuración

Manuel Capilla es un rostro habitual del circuito cultural almeriense.
Manuel Capilla es un rostro habitual del circuito cultural almeriense. La Voz

Manuel Capilla, ‘Capi’, es un rostro habitual del circuito cultural almeriense. Su vida se dirigía al mundo empresarial y la prevención de riesgos laborales cuando la película ‘Vivir es fácil con los ojos cerrados’, de David Trueba, se cruzó en su camino. Fue su bautizo en el mundo audiovisual, sector donde ahora se dedica al casting de figuración. Su última aventura es la original marca de camisetas y bolsos Cabodevenus.


¿Por qué Cabodevenus?
Es quizá el primer nombre documentado del actual Cabo de Gata. Aparece como Iugum Veneris en el texto clásico ‘Ora Marítima’ de Avieno. Ya se cuenta que los fenicios y griegos luchaban por su control hace 2.500 años. Parece ser que existió un templo que los fenicios dedicaron a la diosa Astarté y a la que más tarde los romanos llamarían Venus. También vivieron focas en sus aguas hasta los años 60, que probablemente serían confundidas con sirenas por los marineros entre la bruma de las noches más misteriosas. Una de esas focas es el logo de la marca.

¿Nos representa más el gallopedro que el americano del Quiosco Amalia o el cañillo de Puerta de Purchena?
Veo el gallopedro como un recién llegado al día a día almeriense si lo comparamos con esos dos monumentos. El americano del Amalia siempre ha estado presente en mi vida: mis recuerdos de ese lugar comienzan con mis padres y subiéndome por la barra para poder ver ese universo de botellas y pequeños electrodomésticos milimétricamente encajados. Y el cañillo allá donde se encuentre el original, me recuerda también a mis padres tirando de mí para que no bebiera porque ahí se hidrataban los caballos y algunos insignes personajes que poblaban en aquellos años la Puerta Purchena.


El gallopedro me recuerda a Miguel Naveros, lo probé por primera vez comiendo con él de vuelta del Cortijo del Fraile de un recital. Supongo que ese gallopedro con tanta personalidad que aparece en uno de mis diseños tiene mucho que ver con todo ese mundo del que te hablo.

¿Cuál es el espíritu de su marca?
Trabajamos diseños sencillos basados en nuestro entorno y manera de mirar la vida. Vivimos en el lugar con más horas de sol de Europa, se podría decir que intentamos compartir esa luz. Pretendemos hacer colecciones que lleguen a todo el mundo y que Almería esté siempre presente aunque no usemos los símbolos clásicos de esta tierra.

¿En qué se inspiran?
La primera serie fueron diseños geométricos y de lettering en los que se mostraba nuestra forma de ver la vida y sentir. Así lanzamos ‘No seas miope’ o ‘Corazón habitado’. Acabó el verano, pero no el buen tiempo en Almería y decidimos trabajar en un diseño que recogiese una expresión muy de esta tierra y utilizada en nuestro entorno más cercano: ‘Disfrutona’ y ‘Disfrutón’. La luz de Almería, sus paisajes, su comida y su gente invitan a vivir intensamente los momentos más sencillos. Procuramos mostrar  lo que nos toca y al estar sensibilizados con el abandono animal, quisimos tener un recuerdo a los perros que tristemente deambulan por los caminos. Así surgió ‘Galgos’, donde vemos a dos elegantes canes.Y llegamos a la última colección: ‘Acuarela’, que presenta peces. Unos de nuestro Mediterráneo, otros adoptados y alguno inventado.

Aparte del diseño, se dedica al mundo del audiovisual, en concreto a la parte de casting. ¿Cómo le ha afectado la crisis del coronavirus?
Ha golpeado muy fuerte a la producción audiovisual especialmente. Han sido meses de parada total en las que hemos intentando mantenernos a flote con ayudas los que somos autónomos. Había muchos proyectos que han tenido que quedar en suspenso hasta que se pueda recuperar la actividad con cierta normalidad.

¿Qué tipo de perfiles son los que más le demandan las productoras?
Almería es el paraíso de cualquier localizador. Puedes encontrar los paisajes más variados en relativamente poca distancia. Esa variedad de localizaciones va de la mano de los perfiles que me piden para figuración. Así he tenido que buscar en estos años perfiles nórdicos, brasileños, el México más rural, todo tipo de habitantes del oeste americano, medio oriente, griegos que hablen griego…Los perfiles más demandados son árabes por la dificultad para poder rodar en los países originales.

¿Tenemos cantera en cuanto a figuración?
En Almería hay gran tradición de figurantes y eso es una suerte para quienes nos dedicamos a esto. Hay unos perfiles muy buenos, es algo que sorprende a las producciones que llegan aquí a rodar. Personas con ya una experiencia que saben cómo comportarse ante la cámara y que en la mayoría de casos ya han hecho anteriormente la acción que se les pide.Es un trabajo intenso el que realizan los figurantes y siempre procuro luchar para que sus condiciones laborales sean las mejores posibles.



 

más leídas

últimas de Vivir

Las noticias que debes conocer a primera hora en tu bandeja de entrada

destacadas La Voz de Almería