Ramón Magaña, reputado artesano en cuero, cumple 74 años

Ha sido también novillero, chef y asesor de la Plaza de Toros de Almería

Ramón Magaña.
Ramón Magaña.
José Ángel Pérez 23:15 • 20 may. 2022

El ex novillero almeriense Ramón Magaña ha estado casi tres décadas sentado en el palco presidencial como asesor de la plaza de toros de Almería, tras relevar en el cargo a Juan Luis de la Rosa. Debutó en la feria agosteña de 1992 siendo presidente José García Sánchez acompañado del veterinario  Faustino Rodríguez y con Pedro Giménez  como delegado gubernativo. Magaña accedió al cargo a instancias del gran aficionado y ex delegado provincial de Turismo, Juan Manuel Perez Company. Debutó en la corrida del martes 25 de agosto de 1992. En el cartel Roberto Dominguez, Cesar Rincón y Jose Miguel Arroyo 'Joselito', el único espada que cortó una oreja. Las reses fueron del hierro de Antonio Julia de Murca.


Ramón Magaña nació en Almería el 21 de mayo de 1948. Primero fue torero, luego un reputado chef y después un magistral artesano. Todo arte en su máximo esplendor.


Ramón Magaña Sánchez fue un brillante novillero almeriense y desde 1993 uno de los asesores taurinos de la plaza de toros de Almería. Durante dieciséis años, siete como novillero y el resto como banderillero permaneció en activo este torero de la tierra que a los 14 años de edad debutó como becerrista en el coso de la avenida de Vilches el 28 de mayo de 1961 y que se vistió de luces en ochenta ocasiones.



Ramón Magaña, un acreditado y destacado artesano en el trabajo del cuero y un reputado cocinero, ha sido un torero fácil y alegre con una desmedida afición. El grupo taurino Amigos de Palha le ofreció un merecido homenaje por sus cincuenta años de torería.


Debutó con picadores en su tierra natal el 19 de julio de 1966 junto al rejoneador Silvestre Navarro 'Orenes' y Abilio Langa 'El Aragonés' lidiando reses de la ganadería de Francisca Marín de Villanueva del Arzobispo. Un año más tarde se presentó en Madrid, repitiendo en la Monumental madrileña en otras dos ocasiones. 



En un festival a beneficio de los Huérfanos de la Policía Municipal celebrado el 15 de junio de 1969 acartelado con García Higares- que sustituyó a Antonio Chenel 'Antoñete', el zamorano Andrés Vázquez y el venezolano Efraín Girón junto al novillero Rafael Gámez, el almeriense cortó esa mañana dos orejas en el coso de Las Ventas. Único diestro de la tierra que en tierras madrileñas salió por la puerta grande.


Ha toreado en importantes ferias de la geografía española y guarda un grato sabor de boca de sus actuaciones en la plaza de toros de Valencia.



Su longevidad en el mundo del toro se debió especialmente a sus buenas condiciones físicas y conocimientos de los terrenos que demostró figurando como subalterno a las órdenes de los toreros más destacados de la década de los setenta.


Sensible y creativo, Ramón Magaña es todo un artista en lo que se refiere al trabajo y manipulado del cuero confeccionando desde calzado de campo a medida, bolsos y complementos, hasta fundones de espadas para estoques entre otros elementos. Su santuario en la calle Zagal, donde nació, muy cerquita a la plaza de Toros respira arte por los cuatro costados. 


Hace unos años nos sorprendió con otra extraordinaria faceta, la publicación de un libro sobre gastronomía taurina, cuya inclinación culinaria le viene de antaño como profesional de la cocina, en donde incluía unas cincuenta recetas para condimentar en múltiples y variadas formas la carne del toro bravo. Va por usted, maestro. Mucha salud.


Temas relacionados

para ti

en destaque