Las famosas variables de Sadiq

No fue fácil que Real Sociedad y Almería estrecharan la mano

Umar Sadiq en el último entrenamiento del Almería este miércoles.
Umar Sadiq en el último entrenamiento del Almería este miércoles. Carlos Miralles
Carlos Miralles
09:53 • 01 sept. 2022

Una negociación difícil entre Real Sociedad y UD Almería. Mucho juego ha dado Umar Sadiq durante el verano y especial en los últimos días antes de que los clubes estrecharan la mano y el nigeriano inicie una nueva etapa en San Sebastián. Firmar a un futbolista conlleva una serie de requisitos como objetivos, cláusulas, comisiones... y si se le une un traspaso de calado como este, cualquier punto puede echar abajo la operación.


Precisamente fue Roberto Ramajo, de la Cadena SER en San Sebastián, quien dio más detalles de qué ocurrió para que el miércoles por la mañana Sadiq se alejara de la Real Sociedad. "En un principio el acuerdo era de 20 millones más 5 en variables, pero se detuvo por una serie de cantidades que no terminaban de convencer a la Real Sociedad, algo que hizo que el Almería se echara para atrás. Todo muy rocambolesco, tirando a delirante". De hecho, Sadiq se ejercitó a las órdenes de Rubi.


Aumentar las variables



En la información desde la SER en San Sebastián se indica que el Almería pudo pedir dos millones más en variables y la Real Sociedad se echó para atrás. Finalmente esa cantidad subió en un millón y el acuerdo se cerró el miércoles noche por 20+6 en lugar de 20+5. "Una serie de cantidades en la operación que no terminaban de convencer a la Real Sociedad en la negociación, y así se lo hicieron saber al Almería. No debería haber habido ningún problema a la hora de llegar a un entendimiento en ese asunto, pero el jefe y dueño del Almería, Turki Al Sheikh, frenó de golpe la operación", apunta Ramajo.


Viajó el presidente de la Real



Jokin Aperribay, junto a Roberto Olabe y Erik Bretos, máximos responsables de la Real Sociedad, fueron quienes viajaron a Madrid para dejar atado el traspaso y hacerse con Umar Sadiq. Esto se tuvo que retrasar un día más y apurarlo hasta casi los últimos compases de mercado porque "en la propia negociación hubo una serie de comisiones que no convencieron a los responsables realistas, y eso hizo que el Almería se parara en seco". Y es que como el Almería no estaba en la imperiosa necesidad de vender tampoco quería bajar sus pretensiones.


En la tarde-noche del miércoles Real Sociedad y Almería retomaron las conversaciones y esta vez sí hubo acuerdo aumentando en un millón las variables, en lugar de dos como pedían los rojiblancos, para que Umar Sadiq defienda la camiseta donostiarra. Aquí queda demostrado que firmar a un futbolista con tanto dinero de por medio, y más en el fútbol actual, no es tan sencillo como parece.




Temas relacionados

para ti

en destaque