¿Un Mediterráneo con 10.000 asientos?

Alfonso García y una reestructuración que no llegó a completarse

La Preferencia actual y abajo un montaje de las supletorias que quiso poner el club en 2012.
La Preferencia actual y abajo un montaje de las supletorias que quiso poner el club en 2012. Carlos Miralles
Carlos Miralles
12:25 • 13 jul. 2022

Ha pasado más de una década pero parece que fue ayer. Alfonso García Gabarrón se propuso en su día eliminar las pistas de atletismo del Estadio Mediterráneo para que la afición disfrutara del fútbol con la cercanía y el calor del Municipal Juan Rojas. Ese cambio de escenario fue complicado de asimilar, en especial para los que tenían localidad en los fondos, ya que en la parte central había ¡hasta 50 metros! de distancia con el terreno de juego. 


Ahora son otros tiempos con un nuevo propietario y la Fase 2 de remodelación tan esperada para que las pistas pasen definitivamente a la historia y el Almería disfrute de un campo de fútbol con todas las letras y con capacidad para 25.000 espectadores. Eso sí, Alfonso fue el primero que se planteó dar un giro radical. Se propuso incluso cambiar la orientación del césped para que las porterías diesen a tribuna y preferencia, pero no llegó a cuajar.


Lo que sí estuvo muy cerca de lograr Alfonso fue un Mediterráneo con capacidad para solo 10.000 espectadores. Tras recibir el OK del Ayuntamiento, que por aquel entonces gestionaba la instalación, se eliminaron las gradas supletorias de la parte superior de los fondos y se colocaron pegadas al césped. Hasta aquí nada nuevo porque actualmente siguen ahí y no se retirarán hasta que Turki empiece con la Fase 2.



Pero la Preferencia también iba a ser de gradas de hierro. Se cerraría la zona de cemento y el terreno de juego se acercaría a Tribuna. Esto no se pudo llevar a cabo por falta de tiempo, ya que había que cambiar toda la instalación de riego y la ganancia de metros sería menos importante que los fondos. La directiva se echó atrás y solo puso supletorias en los fondos. ¿Se imaginan un Mediterráneo con 10.000 asientos?. A día de hoy, imposible. Esa fue la obra que le faltó por rematar al antiguo propietario del club. Una reestructuración apoyada por los abonados de fondo y que a punto estuvieron de vivir también los de Preferencia.





Temas relacionados

para ti

en destaque