¿Qué necesita el Almería en Primera?

La plantilla del equipo rojiblanco sufrirá muchos cambios este verano

Turki y los jugadores celebran el ascenso en Leganés.
Turki y los jugadores celebran el ascenso en Leganés. Juan Sánchez
Miguel del Pino 12:26 • 15 jun. 2022

La Opinión de Miguel del Pino: Ya es realidad. La UD Almería está de vuelta a la Liga. Cumple así con el objetivo que se marcó nada más llegar Turki a la propiedad de salir en un plazo máximo de tres años del pozo de Segunda. Definida así, sin menosprecio ni desconsideración, sino todo lo contrario. La Liga Smartbank se ha convertido en una de las categorías más duras del fútbol europeo y ser capaz de salir de ella tiene mucho mérito. Es una gimkana de continuas trampas de las que escapar en todo momento.


Un Almería comandado por Sadiq ha ido siempre de cara a por ellas, a superar cada adversidad sin miedo, a veces, incluso, como un kamikaze. En ocasiones tocó dar un paso atrás para enderezar un camino que se estaba torciendo. Otras, parar y coger aire, calmar tensiones y euforias desmedidas, y volver a enseñar su mejor versión.


El entrenador



Desde la confianza que Rubi ha tenido en sus ideas y en cómo ha sido capaz de que sus futbolistas creyeran en ellas haciendo una piña del vestuario, se empieza a entender la conquista del objetivo. El técnico catalán ha sido fiel a sí mismo en todo momento, pero en muchas fases de la competición le ha faltado la humildad necesaria para dar los retoques que su propuesta necesitaba para no facilitar el trabajo de sus adversarios. El Almería en Primera División necesitará subir un escalón el nivel de ciertas posiciones y pulir detalles que en la élite penalizan hasta el límite.


Hay que aterrizar en primera aprovechando la inercia ganadora del ejercicio que acaba de concluir. Ni un paso atrás en cuanto a la alegría y el vértigo que este equipo ha demostrado. Es evidente que jugando al más alto nivel los partidos van a requerir otras muchas lecturas en muchos momentos y en ellos el técnico tendrá la última palabra.



Contratos

Es obligado dar un salto de calidad en ciertas posiciones. La plantilla del Almería sufrirá muchos cambios este verano. De los siete jugadores que vuelven tras cesión sólo Maras tiene alguna opción de seguir. De los 24 futbolistas restantes con contrato en vigor algunos pueden jugar con ficha del filial y otros serán cedidos. En la portería Fernando ha mostrado una gran regularidad, pero es necesario fichar a otro de garantía para primera. Maximiano (Granada) podría dejar cerrada la portería pero se cotiza al alza.



En la retaguardia tienen muchas opciones de seguir Chumi, Babic y Ely en su eje, será necesaria la llegada de al menos un competidor que este un escalón por encima de los tres. Ambos laterales necesitan aumentar la competencia con la llega de dos profesionales de nivel medio alto.


César de la Hoz ha sido el centrocampista defensivo por excelencia alternando en algunos partidos con Eguaras. Suponiendo que ambos sigan será necesario un tercero de mayor potencia física y de calidad a la hora de jugar la pelota. Como competencia para Robertone, Arnau y Samú me parece necesario que se firme a un volante capaz de llevar la brújula del juego del equipo y un media punta con llegada y gol. En el Villarreal se puede pescar alguno.


Para jugar en la demarcación de extremos Ramazani y Portillo apuntan a seguir, con opciones para Lazo. En cualquier caso el Almería de Primera necesitará dos extremos valientes, con desborde, precisión en las asistencias y gol. Óscar Melendo (Español) puede llegar el 1 de julio.


El ataque

La demarcación de delantero centro es toda una incógnita. Todo está pendiente de que Sadiq, el mejor delantero de la categoría de plata y una garantía para jugar en La Liga, salga o se quede. Sousa podría continuar pero sería imprescindible la llegada al vestuario de un gran goleador, si continúa el nigeriano o dos si sale traspasado. Estos son los cambios mínimos para confeccionar un plantel en el que nadie sea irrelevante  


Toda la plantilla tiene que poder ser titular y dar un buen rendimiento haciendo que la rotación de futbolistas no afecte de forma decisiva al rendimiento. En definitiva se trata de confeccionar un equipo de calidad acorde con la categoría, comprometido, generoso y humilde.


Temas relacionados

para ti

en destaque