Ha cumplido lo que dijo

El míster no iba de farol

Rubi obró el milagro en el Almería.
Rubi obró el milagro en el Almería. La Voz
Rafa Góngora 17:41 • 27 may. 2022

Rubi siempre va de cara, lo de ir de farol no va con el entrenador de la UD Almería y lo ha demostrado después de 41 jornadas en el Campeonato Nacional de Liga en Segunda División.


El míster catalán, llegados a la última jornada del curso en la que se decidirán los dos billetes del ascenso directo a Primera División, sigue siendo el mismo en el sentido de que todos tienen su papel en la plantilla, todos tienen su protagonismo y todos son importantes desde que Rubi tomó el mado de las operaciones esta temporada en el equipo rojiblanco.


No cambia de guión ni cambiará, pese a que esté en juego este domingo el ascenso a la Primera División en 90 minutos. 



Este detalle lo ha agradecido una barbaridad la plantilla del Almería porque todos se han sentido y se sienten importantes de cara al último partido de la fase regular en la categoría de plata del fútbol nacional.


Lo que ha conseguido Rubi no es nada fácil en el mundo del fútbol, pero él ha sido capaz de obrar el milagro en la plantilla del Almería y todos los miembros de la plantilla han llegado encantados con él en el mismo barco, del que nadie se baja porque todos reman con fuerza para llegar al puerto de la Primera División.



La historia

Es normal que unos hayan jugado más minutos que otros, ese pasa en todos los equipos, pero lo que ha conseguido Rubi en el Almería, cuando falta una jornada para el final de la tercera temporada de Turki en el Almería, tiene un valor muy grande: los que juegan menos se sienten valorados y preparados para salir del banquillo en cualquier momento y ayudar a sus compañeros.



La afición está encantada con el librillo del míster porque los que salen del banquillo suelen aportar cosas interesantes y ayudar siempre. Esto no es fácil encontrarlo en el mundo del fútbol.


No se echen las manos a la cabeza si hay novedades en el once del Almería ante el Leganés en Butarque. No se asusten, es sencillamente el librillo de Rubi que ha llevado al equipo rojiblanco hasta la jornada 41 estando en plaza de ascenso directo a Primera División. Rubi tiene estrella, Turki lo sabe y solo falta la guinda al pastel: el ascenso.


Temas relacionados

para ti

en destaque