Más de 50 caravanas ‘acampan’ sin permiso entre Las Salinas y el Faro

Más de 50 caravanas ‘acampan’ sin permiso entre Las Salinas y el Faro

María Medina
13:56 • 13 ago. 2012

Sin cumplir normas de seguridad e higiene, sin pagar tasa alguna por acampar y durante tiempo indefinido, algunas llevan un mes, más de medio centenar de caravanas ocupan la primera línea de playa entre Las Salinas y el Faro de las Sirenas, en Cabo de Gata.
Vecinos, ecologistas y hosteleros de la zona denuncian la “mala imagen” que ofrecen del Parque Natural Cabo de Gata, estas caravanas que “ni hacen gasto en el barrio, ni pagan por acampar como sí hacen las que se instalan en los diferentes campings de la zona”.
De la misma opinión es el concejal de Turismo del Ayuntamiento de la capital, Juanjo Alonso, que reconoce que “no es éste el tipo de turismo que se busca para Almería” y que habrá que buscar la fórmula para que los campistas disfruten de la costa en aquellas zonas reguladas para ellos y que los vecinos y turistas que veranean en Cabo de Gata puedan acceder con libertad a la playa sin tener que sortear las decenas de caravanas que, en línea, se sitúan entre la carretera y la arena.
Si bien la imagen no es la más adecuada para vender un Parque Natural como el de Cabo de Gata. El Ayuntamiento de Almería no dispone, a día de hoy, de una ordenanza que regule el aparcamiento de vehículos en las playas. Y eso, que hace unos meses, miembros de cámpings de la zona advirtieron de la instalación de campistas y caravanas fuera de las zonas habilitadas para ellos y solicitaron al Ayuntamiento una normativa.
No obstante, y tras las peticiones de vecinos y hosteleros, el Ayuntamiento de la capital “tomará cartas en el asunto cuanto antes”. Así lo indicaba ayer Alonso, que tiene previsto encontrarse con la responsable del área de Seguridad y Movilidad, María Muñiz, para disponer de una normativa lo antes posible.
Y es que, si este tipo de “ocupación vacacional” es “habitual” en buena parte de la costa almeriense, las caravanas que enfilan la carretera entre el barrio de Cabo de Gata y la Fabriquilla es “asunto” del Ayuntamiento puesto que es término municipal de Almería, reconoce el concejal de Turismo.
Su propuesta ha sido bien acogida por vecinos, almerienses que tienen fijada allí su segunda residencia y los hosteleros.
La crisis puede estar detrás de la acampada libre en Cabo de Gata. Así lo ven algunos vecinos que han detectado un aumento de caravanas en la zona. Eso sí, reconocen que este tipo de “turismo” llega a Cabo de Gata todo el año. Las asociaciones y federaciones de cámpings llevan años denunciando la situación, asegura Fernando Guerrero del Cámping Cabo de Gata, que se sorprende de que el Ayuntamiento no tenga fórmulas para atajarla. Desde la Asociación Salysol de Cabo de Gata, su presidente Joaquín Domínguez, se queja de que las caravanas no ofrecen una buena imagen de la zona, “sobre todo por la noche” cuando por seguridad deberían estar aparcadas, dice, en núcleos urbanos. De cualquier modo, unos y otros , alertan de que no cumplen las medidas oportunas de higiene.





Temas relacionados

para ti

en destaque